Motor / Novedad

Tiguan Allspace R-Line: siete plazas con acabado deportivo para el SUV más novedoso de Volkswagen

La versión “larga” del Tiguan recién estrenada en el mercado apuesta ahora por incorporar el acabado más deportivo de la gama, R-Line. El objetivo, más dinamismo en su conducción manteniendo su personalidad familiar.

El SUV de siete plazas de Volkswagen comparte estructura con el Skoda Kodiaq.
El SUV de siete plazas de Volkswagen comparte estructura con el Skoda Kodiaq.

Frente al Tiguan que llegó al mercado hace año y medio más o menos, el nuevo Allspace ofrece tres ventajas importantes, todas ellas relacionada con el interior fruto de sus casi 22 centímetros extras de carrocería. Más espacio para las piernas en la segunda fila de asientos, un maletero claramente más amplio y la posibilidad de contar con dos plazas adicionales en una tercera fila. Todo ello, implicaba una cierta pérdida en cuanto a dinamismo respecto al Tiguan normal debido al mayor peso y las superiores dimensiones exteriores. Para compensarlo, llega ahora el acabado R-Line, con un tren de rodaje deportivo más firme y, de paso, un diseño exterior algo más vistoso.

Como en el Tiguan, los asientos de la segunda fila del Allspace está divididos en dos mitades 60/40 y se pueden desplazar longitudinalmente casi 20 centímetros a través de unos carriles y reclinar el respaldo. Con ellos colocados en su posición más retrasada hay bastante espacio para las piernas y una altura hasta el techo suficiente incluso para adultos de gran envergadura. No mejora la anchura entre puertas, en cambio, es idéntica a la del Tiguan convencional y por lo tanto, resulta muy justa para que puedan viajar tres personas con comodidad.

Tampoco son muy confortables las plazas de la tercera fila, válidas en largos recorridos para niños o personas de pequeña estatura. No hay mucho espacio disponible para las piernas y la postura para un adulto no permite muchas horas sentado en ella. Si no se utilizan, se pueden plegar y esconder bajo el piso del maletero. Así, con cinco plazas, el maletero llega hasta los 685 litros de capacidad, 165 más que el Tiguan convencional.

R-Line: más deportivo

Un SUV por tanto de personalidad muy familiar que, con la llegada del acabado R-Line, busca además ofrecer una mayor dosis de dinamismo en la conducción para aquellos que quieran disfrutar más y mejor al volante. El diseño exterior característico de los acabados R-Line resalta la dimensión deportiva del Allspace, pero es sobre todo el tren de rodaje deportivo el que marca la diferencia.

Equipa llantas "Sebring" de 19 pulgadas de serie, dirección progresiva y unas suspensiones más firmes con menor altura de la carrocería que proporciona al Tiguan Allspace un mayor agarre. Asimismo, el Selector de Modos de Conducción de serie permite al conductor cambiar la configuración del comportamiento y respuesta del motor, la transmisión, la dirección asistida o el aire acondicionado en función de las circunstancias, garantizando una conducción especialmente cómoda y dinámica en todo momento. El precio, a partir de 36.000 euros.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba