Internacional Terremoto político: Reino Unido vota 'sí' al 'brexit' y la UE pide iniciar ya la desconexión

El 'no' a la Unión Europea logra el 52% de los votos, frente al 48% del 'bremain', una ventaja de más de 1,1 millones. La decisión abre un proceso sin precedentes en las instituciones comunitarias. Lejos de lamentarse, el presidente del Parlamento Europeo ha pedido activar el artículo 50 "inmediatamente".

Día histórico para toda Europa. Reino Unido ha votado por abandonar la Unión Europea en el referéndum celebrado este jueves, con un 52% de los apoyos para el brexit, frente a un 48% de papeletas en favor de la permanencia. Los votantes que han dado el "sí" al abandono del bloque comunitario han alcanzado 17.410.742 votos mientras que los que defendían la permanencia lograron 16.141.241 papeletas. La participación en el plebiscito alcanzó el 72%. Mientras, la libra ha caído en picado a su nivel más bajo desde 1985 y el portavoz de los nacionalistas escoceses, Angus Robertson, ha amenazado con una "crisis constitucional" y un nuevo referéndum de independencia.Un David Cameron contra las cuerdas ha presentado su renuncia dos horas y media después de conocerse el resultado de la consulta.

La Unión Europea tampoco ha tardado en reaccionar. "Es un día dramático y triste", ha asegurado el presidente del Parlamento Europeo, Martin Schulz. Sin embargo, ha garantizado que esto "no es una crisis de la Unión Europea" y no ha dudado en manifestar que estaban igual de preparados si ganaba el brexit. Así, ha exigido que el proceso para la salida del Reino Unido de la Unión Europea tiene que iniciarse ya. "El artículo 50 tiene que ser activado inmediatamente y luego tendremos que negociar sobre el procedimiento de cómo salir. Después de salir de la UE, Reino Unido será un tercer país en relación con el mayor mercado único del mundo. No puedo ver cómo esto es en ventaja para el Reino Unido", ha apuntado en declaraciones a los medios de comunicación.

Después de su ingreso en la UE en 1973, cuando por entonces el bloque era conocido como la Comunidad Económica Europea (UEE), el Reino Unido ha decidido romper los lazos con Bruselas, con repercusiones no sólo para este país sino también para Europa. Los expertos políticos ya adelantaban que la posición deCameron podía ser insostenible después de convocar el referéndum y pedir a la población que apoyase la permanencia de su país en el bloque europeo y así ha sido. "No es adecuado que yo sea el capitán. Se necesita un nuevo liderazgo", confesaba el político británico tras comunicar su decisión a la reina Isabel II.

La salida británica se convierte por tanto en un arma cargada de simbolismo que asesta un duro golpe interno a la UE, pero que también trae consecuencias geopolíticas que se dejarán sentir en el exterior. Está por ver si más allá de los mensajes de tranquilidad y unidad que se producen ya y se repetirán en los próximos días desde Bruselas y otras capitales, la UE logra hacer examen de conciencia y reconducir su inquietante futuro, al tiempo que negocia un proceso de divorcio con el Reino Unido que puede alargarse una década, según expertos comunitarios.

El eurófobo Farage calificó la jornada del referéndum como "el día de la independencia"

El presidente honorífico del partido republicano norirlandés Sinn Féin, Declan Kearney, ha afirmado que la victoria del brexit en el conjunto del Reino Unido debe impulsar la convocatoria de un referéndum sobre la unidad de Irlanda. En Escocia, donde el "sí" a seguir en la UE ha sido rotundo, la ministra principal escocesa, Nicola Sturgeon, podría impulsar un segundo referéndum por la independencia como sugirió durante la campaña. "Es altamente probable", ha dicho, tras subrayar que tal y como están las cosas, Escocia afronta la perspectiva de ser sacada de la UE contra su voluntad". "Es democráticamente inaceptable", ha zanjado.

El eurófobo Nigel Farage, líder del Partido de la Independencia del Reino Unido (UKIP), calificó la jornada de este jueves como "el día de la independencia" y afirmó que se trata del triunfo de gente "decente" que se ha enfrentado a las grandes corporaciones y a los bancos, que pedían la permanencia británica en la UE. El político afirmó que el pueblo británico ha conseguido desprenderse de la UE sin "haber disparado una sola bala".

"Sin haber disparado una sola bala"

El político afirmó que el pueblo británico ha conseguido desprenderse de la UE sin "haber disparado una sola bala". El avance del brexit ha generado nerviosismo en los mercados internacionales con una fuerte caída de la libra, de más del 8% frente al dólar y a unos niveles no vistos desde 1985. De acuerdo con los expertos, la cifra que hay que alcanzar para saber cuál de los dos bandos ha ganado es de 16.813.000 votos.

Reino Unido decide romper los lazos con Bruselas, con repercusiones para toda Europa

Más de 46 millones de ciudadanos estaban llamados a las urnas para decidir en un plebiscito si querían continuar o salir del bloque europeo, al que se unieron en 1973. Los votantes tuvieron que responder con una equis a la pregunta: "¿Debería el Reino Unido permanecer como miembro de la Unión Europea o abandonar la Unión Europea?".

Viernes negro

El triunfo del brexitha teñido de rojo los mercados mundiales. La Bolsa española ha iniciado la sesión de este viernes con un desplome del 15,90%. Los valores relacionados con el sector financiero tardaron en marcar su primer precio debido a la imposibilidad de casar el aluvión de órdenes de venta con las escasas de compra. Cuando por fin lo hicieron, sus primeros cambios reflejaron caídas históricas. Los títulos de Santander y Caixabank se desplomaban un 25%, mientras que Bankia se dejaba algo más de un 20%.

También registra fuertes pérdidas Telefónica, notablemente expuesta a Reino Unido por su filial O2. La operadora se dejaba un 18% en la apertura, aunque poco después moderaba este retroceso, que se quedaba en un 13%. Ferrovial, otro de los valores más afectados por el brexit (el 25% del negocio de la compañía proviene de Reino Unido), mostraba descensos superiores al 10%.

¿Y qué pasa ahora?

La salida sólo se activará una vez que Reino Unido notifique formalmente al Consejo Europeo su deseo de abandonar la UE. A partir de ese momento, el Consejo tendrá un periodo de dos años para adoptar un acuerdo de salida, aunque el plazo se puede alargar si hay unanimidad. Durante ese periodo, Reino Unido seguiría siendo miembro de la UE y se le seguiría aplicando el acuerdo comunitario.

Pero ese acuerdo servirá solo para establecer los términos de la salida y se necesitará otro para regular las nuevas relaciones comerciales entre el Reino Unido y el resto de la UE. Lo más probable es que los dos acuerdos se negocien de forma paralela, pero hay que tener en cuenta que las negociaciones comerciales suelen durar una media de cinco años.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba