CASO PÚNICA

La UCO confirma en un nuevo informe que la Púnica financió "eventos" del PP

El magistrado Eloy Velasco ha remitido a la juez de Valdemoro que investiga el amaño del contrato del Ayuntamiento para la Cabalgata de Reyes de 2008 un reciente informe de la Guardia Civil que concluye que el partido "habría sido beneficiado en la organización de distintos eventos" en este pufo. 

Agentes de la Guardia Civil, en la sede del Ayuntamiento de Valdemoro durante el registro de octubre de 2014.
Agentes de la Guardia Civil, en la sede del Ayuntamiento de Valdemoro durante el registro de octubre de 2014. EFE

Más de 12.000 euros en caramelos que nunca existieron. Facturas 'troceadas' e infladas. Desvío de fondos para pagar otros festejos... La Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil ha remitido recientemente al titular del Juzgado Central de Instrucción número 6, Eloy Velasco, un breve informe sobre una de las adjudicaciones que el Ayuntamiento de Valdemoro hizo a la empresa de la trama Púnicaespecializada en organizar festejos populares, Waiter Music SL. El documento, al que ha tenido acceso Vozpópuli, detalla las numerosas irregularidades detectadas en un concurso concreto, el de la organización de la Cabalgata de Reyes de 2008 en este municipio, para concluir que por ese pufo las "autoridades" del Consistorio madrileño recibieron "como contraprestación [...] dádivas materializadas en regalos y organización de eventos para familiares" y que el PP local también "habría sido beneficiado en la organización de distintos eventos". El informe ha sido remitido por el magistrado al Juzgado de Instrucción número 2 de Valdemoro ya que fue éste órgano judicial el que comenzó a investigar este pufo antes que la Audiencia Nacional.

La Guardia Civil destaca que las irregularidades en la contratación de la Cabalgata de Reyes de 2008 en Valdemoro se tradujo en "dádivas" para cargos públicos y "beneficios" para el PP local

El informe, de sólo 10 folios de extensión y fechado el pasado 28 de octubre, detalla que durante el registro realizado por la UCO el 27 de octubre de 2014 en el Ayuntamiento de Valdemoro en el transcurso de las primeras detenciones, se encontró abundante documentación sobre las "reiteradas adjudicaciones" que los diferentes gobiernos municipales del PP de la localidad habían hecho a la empresa Waiter Music SL, propiedad del también imputado José Luis Huerta, amigo de Francisco Granados. El documento policial señala que esta sociedad había facturado al consistorio entre 2004 y 2007 una cantidad cercana a los 5 millones de euros. Entre esos expedientes, los agentes encontraron un documento que especificaba que uno de ellos, el referido a la contratación de los servicios para la organización de la Cabalgata de Reyes del 5 de enero de 2008, había sido retirado en julio de ese mismo año por la Fiscalía de Área de Getafe-Leganes y que, por tanto, sólo encontraron fotocopias del mismo.

Los agentes detallan que con esas copias ya pudieron detectar las primeras irregularidades en aquella adjudicación. En concreto, que las tres mercantiles que fueron invitadas a participar en ese concurso "negociado sin publicidad", Waiter Music SL, Waiter Music Record SL y Saranais SL, eran propiedad de la misma persona, José Luis Huerta, además de que dos de ellas compartían domicilio fiscal. Las dos últimas mercantiles terminaron retirándose de la licitación lo que hizo que la primera se adjudicase la organización de aquel festejo navideño con una oferta de 21.895 euros, IVA incluido. En este punto, la UCO destaca que con esta maniobra la trama Púnica "trató de cumplir formalmente con las exigencias de la Ley de Contratos de las Administraciones Públicas en materia de concurrencia de ofertas", pero que el hecho de que todas ellas fueron propiedad de Huerta garantizaba que éste iba a ser el ganador. Una irregularidad que la Guardia Civil considera que sólo se pudo realizar gracias a "un concierto entre cargos/funcionarios públicos municipales con el empresario".

Otros pufos

El informe policial continúa que esta irregularidad no fue, sin embargo, la única de aquel concurso. De hecho, la documentación intervenida en la sede social de Waiter Music SL ha aportado pruebas de otros pufos relacionados con el mismo contrato de las Navidades de 2008. Así, el documento policial detalla que en "la contabilidad interna" de esta mercantil se encontró una liquidación de las fiestas de "Navidad de 2007/2008 en Valdemoro" del que se desprendía que la Cabalgata de Reyes bajo sospecha tuvo "un coste mucho mayor" y que parte de este sobreprecio se facturó a otra de las empresas de José Luis Huerta, en concreto Saranais SL, y a la sociedad TPC Gestión Consulting SL, propiedad de uno de los principales implicados en Púnica, el constructor David Marjaliza, socio de Granados.

La UCO concluye que una factura de 12.000 euros en caramelos para aquella Cabalgata de Reyes es falsa y sirvió para desviar esos fondos a sufragar otro evento

El análisis de la documentación también ha revelado que ligado a dicho expediente figura un segundo evento celebrado unos meses antes, el 29 de septiembre de 2007,  para la celebración de un denominado 'Día de las Asociaciones'. En este sentido, la UCO encontró en el despacho del jefe de Gabinete de la Alcaldía, Alfredo Ovejero, también imputado en el 'caso Púnica', documentación que apuntan a que dicha factura formaba "parte del plan de pago de este evento que [también] fue organizado por Waiter Music" y cuyo coste ascendió a 114.039 euros, para cuyo abono el Ayuntamiento no realizó ningún tipo de contratación. Según destaca la Guardia Civil, dicha cantidad fue facturada "poco a poco" en otros festejos celebrados por el Consistorio, entre ellos la Cabalgata de Reyes bajo sospecha. En este caso, se apunta a una factura de más de 12.000 euros para la compra de caramelos para lanzar a los niños y que, en realidad, "refleja una operación mercantil inexistente con el objetivo [de] destinar el importe de la misma al pago de la deuda contraída por 'El Día de las Asociaciones".

Factura pagada por Marjaliza

En otro documento contable intervenido en la sede de Waiter Music SL, los investigadores han localidad seis facturas supuestamente relacionados con la Cabalgata de Reyes de 2008 de las que, en realidad, sólo una de ellas "está vinculada al expediente 473/07", el de la licitación. Pese a ello, otras tres fueron también abonadas por el Ayuntamiento de Valdemoro y la última por TPC Gestiones Consulting SL, la sociedad de Marjaliza. El informe de la UCO concluye que todas estas irregularidades revelan "una concertación con las autoridades municipales mucho más amplia en el tiempo y en el ámbito material de la facturación pública del Ayuntamiento". Además, destaca que "los importes de los eventos eran superiores al importe de adjudicación de los contratos, que se prestaban servicios sin procedimiento de contratación pública y que luego estas irregularidades se ajustaban falseando o engordando facturas".

El informe policial concluye que el importe de los eventos era superior al de adjudicación y que para 'ajustar' la diferencia se falseaban o engordaban facturas

En el último párrafo del documento policial, la Guardia Civil destaca que "como contraprestación" por el pufo de la Cabalgata de Reyes de 2008 "entre otros" relacionados con la celebración de festejos en el municipio "las autoridades de Valdemoro habrían recibido dádivas materializadas en regalos y organización de eventos para familiares" como cumpleaños. "Así mismo -continúa el informe de la UCO- el Partido Popular de Valdemoro habría sido beneficiado en la organización de distintos eventos". En este sentido, los agentes recuerda que esta línea de investigación está siendo analizada en una de las piezas separadas en las que el juez Eloy Velasco ha dividido el sumario. En concreto, en la número 7, denominada "hechos referentes a Waiter Music".  


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba