Política

El PSOE pide en sus enmiendas que el 155 se suspenda si hay elecciones

Los socialistas quieren tres cambios al decreto del Gobierno para aplicar el artículo 155 de la Constitución: además de dar una oportunidad a Puigdemont hasta el último momento, quieren dejar fuera de la intervención a TV3 y contemplar la posibilidad de "modular" estas medidas si hay "cambios en la situación".

La vicesecretaria general del PSOE y el portavoz en el Senado
La vicesecretaria general del PSOE y el portavoz en el Senado Flickr PSOE

Los socialistas quieren aguantar hasta el final la posibilidad de frenar la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña y, por eso, proponen modificar el decreto que aprobó el Gobierno para que recoja claramente la posibilidad de que las medidas no se pongan en marcha si, "antes de la vigencia de las mismas", el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, disuelve el Parlament y convoca elecciones autonómicas conforme a la legislación. Si no lo hace, entrarán en vigor una vez hayan sido aprobadas por el Senado y el acuerdo se publique en el Boletín Oficial.

El PSOE quiere llevar al decreto la oferta de que el 155 se suspenda si hay elecciones, que es el objetivo último del decreto del Gobierno. Y, por eso, ésta es una de las tres modificaciones a la ponencia del Gobierno que el Grupo Socialista ha preparado para defender in voce este jueves en comisión, antes de que se vote en el Pleno convocado para mañana.

En concreto, quieren modificar el último punto del decreto aprobado por el Consejo de Ministros, que establece que las medidas que resulten autorizadas por el Senado, serán comunicadas personalmente al presidente de la Generalitat y sus consejeros, así como a la presidenta y la Mesa del Parlament, y entrarán en vigor desde el momento de su publicación en el BOE.

Los socialistas pretenden incorporar a esta disposición que "la entrada en vigor de las medidas previstas en el acuerdo del Consejo de Ministros y aprobadas por el Senado se suspenderá" si el president, "antes de la vigencia" de las medidas, decreta la disolución de la Cámara catalana y convoca elecciones de acuerdo a la LOREG. Esto, sostienen en su justificación, "supondría volver a la legalidad constitucional y estatutaria", por lo que "las medidas previstas en el acuerdo dejarían de ser necesarias para tal finalidad".

Además, el Grupo Socialista baraja cambiar otros tres puntos del decreto del Gobierno, aunque sus enmiendas podrían ampliarse o decaer si, según avanzan las horas, hay cambios en la situación en Cataluña. Para empezar, están analizando las alegaciones que ha presentado Puigdemont en la Cámara Alta esta mañana y, además, siguen muy pendientes la evolución de los acontecimientos en la Generalitat, ya que Junts pel Sí apunta que el president se plantea disolver el Parlament y convocar elecciones.

Uso "proporcionado y responsable" del 155

Además de la previsión ante esta situación, el PSOE quiere incluir la posibilidad de que, si entran finalmente en vigor, el Gobierno module su aplicación "si se produjeran cambios en la situación u otras circunstancias que así lo aconsejen". Y que el decreto recoja que, en todo caso, el Ejecutivo, atendiendo a esa "evolución de los acontecimientos y de la gravedad de la situación", hará una "utilización proporcionada y responsable de las medidas aprobadas por el Senado".

Pero, además, como ya adelantó este periódico, los socialistas han presentado una enmienda sobre el control de TV3, una medida con la que no han estado de acuerdo desde el principio. El PSOE quiere eliminar del decreto del Gobierno la mención al "servicio público autonómico de comunicación audiovisual".

El acuerdo que aprobó el Gobierno el pasado sábado incluye que, en el ejercicio de las facultades de la Generalitat suspendida, "garantizará la transmisión de una información veraz, objetiva y equilibrada, respetuosa con el pluralismo político, social y cultural, y también con el equilibrio territorial; así como con el conocimiento y respeto de los valores y principios contenidos en la Constitución española y el Estatuto de Autonomía de Cataluña".

Los socialistas quieren dejar este párrafo fuera del decreto porque consideran que el derecho de los ciudadanos a una radio y televisión públicas independientes y de calidad es algo "no sólo deseable, sino exigible", que ya garantiza el artículo 20 de la Constitución, y que debe estar en manos no del Gobierno, sino del Parlamento.

De hecho, aprovechan para recalcar que el PSOE siempre ha defendido "un servicio público de radiodifusión independiente del gobierno, plural y de calidad" y recuerdan que el Congreso acaba de aprobar una proposición de ley impulsada por su grupo para "recuperar la independencia de la Corporación RTVE y el pluralismo en la elección parlamentaria de sus órganos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba