Análisis

Guindos descoloca hasta al Banco de España con sus cifras

.

Luis de Guindos, ministro de Economía y Competitividad.
Luis de Guindos, ministro de Economía y Competitividad.

No es la primera vez que la realidad ha tenido que acomodarse a la cifra que anuncia públicamente Luis de Guindos. "Si el ministro dice que son 30, pues todo el ministerio se pone a trabajar para que tenga que ser 30", dicen en el PP. Este martes volvió a repetirse el episodio. En algún lugar de esa horquilla entre los 25.000 a 30.000 millones aparecerá la solución a los activos fiscales diferidos, los famosos DTAs, para la banca española.

El anunció descolocó a todo el sector... Incluso, al propio Banco de España. Las entidades andaban recomponiendo ayer por la tarde sus proyecciones de cuánto capital salvarán este viernes con la nueva norma de los DTAs. La horquilla anunciada por el ministro cambia radicalmente la solución transmitida a las entidades, a lo largo de la pasada semana, que incluía no sólo las contigencias fiscales generadas por los dos decretos Guindos, sino también las bases fiscales negativas de los dos últimos años, así como los DTAs generados por las prejubilaciones y los fondos de pensiones. El mensaje con todos los ingredientes de la norma llegó acompañado de una fecha de aprobación: viernes 29 de noviembre.

El sector comenzó entonces a echar cuentas y descubrió que podría transformar algo más de 50.000 millones en capital de estas contingencias fiscales apuntadas ya en sus balances. El anuncio de Guindos de este martes retrocedió la solución a julio pasado, cuando la banca supo que Economía había logrado que Hacienda permitiese este cambio fiscal para acomodarse a lo que ya han hecho otros países en Europa, como Italia. Entonces, el sector supo que había logrado salvar y se convertirían en capital 28.300 millones. "Hemos circunvalado la solución durante cinco meses para, finalmente, volver al punto de partida. No se entiede", se reflexionaba desde una entidad.

El viernes se conocerá la cifra con el ajuste definitivo. Hasta entonces, los técnicos de Hacienda estarán terminando de cocinar el número final que, a tenor del anuncio de Guindos, parece que no transformará en capital los activos fiscales generados por los planes de pensiones, la gran petición del Santander. Sin embargo, el desconcierto en el sector era este martes total. Incluso algunas entidades confían en que se puedan salvar finalmente los DTAs por los planes de pensiones. Si así fuera, otras partidas tendrían que ser recortadas. "Si no, la cifra de un máximo de 30.000 millones no cuadra. Tendría que ser mucho más", aseguraban ayer desde el sector.

"No sabemos a qué obedece esta marcha atrás de Guindos", se reflexionaba ayer en la mayoría de las entidades. Alguna de ellas, incluso, se pusieron en contacto con el Banco de España para anunciarle que la cifra de solvencia que le habían remitido tenía computada todo el paquete de DTAs y debían corregirla ante el cambio de decisión de Guindos.

El supervisor debía transmitir este viernes al BCE, por petición de éste último, el ratio de capital de todas las entidades españolas según las nuevas normas de Basilea III. Por eso, una vez concretada la norma a lo largo de estos pasados días, solicitó al sector que le informará de su ratio de capital con el sumatorio de los DTAs.

La respuesta desde el Banco de España a un par de entidades, ante su llamada de este martes, fue elocuente. "Esperemos al viernes a conocer la norma porque, a lo mejor, puede haber más cambios inesperados", les transmitió un técnico de Cibeles. Guindos volvió a descolocar a todos. Banco de España, incluído.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba