Análisis

Castro se revuelve contra la Zarzuela y las presiones de “altas instancias políticas, mediáticas y judiciales”

La Zarzuela pidió a Castro el 4 de enero que cerrara ya la instrucción. Castro responde con contundencia y denuncia presiones de "altas instancias institucionales, políticas, mediáticas e incluso judiciales" en la instrucción del Caso Nóos. 

El juez José Castro, a su entrada en los juzgados de Palma de Mallorca, junto al fiscal
El juez José Castro, a su entrada en los juzgados de Palma de Mallorca, junto al fiscal EFE

“Desde altas instancias institucionales, políticas, mediáticas e incluso judiciales se ha calificado la instrucción de esta pieza como excesivamente larga”. Así arranca el juez de Palma José Castro un duro alegato contra las presiones y críticas que ha recibido a lo largo de la instrucción del caso Noos que responde a esas críticas con una acusación. Quienes las formulan desconocen "las dificultades" de esta travesía. 

El comentario es una respuesta poco velada a la Zarzuela que, el pasado 4 de enero, pidió al juez que cerrara ya la instrucción y acusó a Castro de dilatar excesivamente lo que definió como un "martirio". Esas presiones, dice Castro, "hacen echar en falta cuál sería el récord que habría que batir para hacerse merecedor al mérito o por debajo del cual acreedor al fracaso". 

El alegato de Castro es contundente, sobre todo, porque -según recuerda- "se han llegado a utilizar días inhábiles para la práctica de actuaciones judiciales". El juez recuerda que la pieza ha contenido 340 resoluciones, 449 despachos, 44 recursos de reforma resueltos y 41 de apelación. 

El mensaje tiene un destinatario claro: la Casa del Rey que el pasado día 4 de enero pedía al juez que archivara ya la instrucción. Fue personalmente el jefe de la Casa del Rey, Rafael Spottorno, el que pidió al juez José Castro que "termine pronto" la instrucción de un sumario que "lleva ya tres años largos abierto" y cuya prolongación resultaba -según dijo- "un poco un martirio" para la Corona. Spottorno aseguró entonces: "Hay que confiar siempre en la Justicia, siempre hemos respetado las actuaciones del magistrado" y "lo único que pedimos" es "que termine pronto". 

El abogado de la infanta, Miquel Roca, no ha querido pronunciarse este miércoles sobre la duración de la instrucción. "El juez ha tardado lo que ha estimado conveniente en sus diligencias", ha concluido Roca que ha acusado a Castro de "desconocer" los informes de la Agencia Tributaria. 

Castro responde ahora que carece de sentido decir "que el trabajo se podría haber hecho en menos tiempo". 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba