Next

Cómo estudiar a las tribus aisladas del Amazonas desde el satélite

Consiguen determinar el tamaño, población y características de una aldea en el Amazonas brasileño mediante imágenes de Google Earth. Los investigadores sugieren que se utilicen imágenes de satélite y un software de reconocimiento para hacer un seguimiento demográfico de estas poblaciones indígenas aisladas y ayudar a evitar su desaparición.

Imagen de una aldea vista desde el satélite en 2006, cerca de la frontera entre Perú y Brasil
Imagen de una aldea vista desde el satélite en 2006, cerca de la frontera entre Perú y Brasil Google Earth

La situación de las últimas tribus aisladas en la cuenca del Amazonas es extremadamente delicada. La presión de las empresas madereras, o los buscadores de oro, está acelerando el ritmo de desaparición de estas tribus, cuya supervivencia depende de evitar el contacto con la sociedad dominante. Así lo demuestran las experiencias pasadas y el hecho de que hayan desaparecido el 90% de estos grupos humanos desde el primer contacto con los europeos hace 500 años.

En los últimos años se han localizado hasta 100 de estas poblaciones, que los organizaciones que se ocupan de su defensa prefieren denominar "tribus en aislamiento voluntario" frente al habitual e inexacto "no contactadas". Estas identificaciones se basan en breves avistamientos en la selva o en expediciones aéreas, promovidas desde la propia Fundación Nacional del Indio de Brasil(FUNAI) para garantizar su protección. Pero hasta el momento noha habido ningún esfuerzo sistemático por censar estas poblaciones más allá de los encuentros ocasionales.

Glesion Miranda (FUNAI)

Los antropólogos Robert Walker y Marcus Hamilton proponen cambiar esta situación mediante el uso de imágenes por satélite y programas que permitan reconocer las aldeas aisladas y hacer un seguimiento de su población. En un artículo publicado en la revista American Journal of Human Biology, los científicos explican cómo han conseguido obtener datos demográficos de una de estas tribus a partir de una imagen del satélite obtenida del programa Google Earth en 2006.

No ha habido ningún esfuerzo sistemático por censar estas poblaciones

La aldea, situada en el estado brasileño de Acre, en Brasil, es visible gracias a que los indígenas realizaron un claro en el bosque para construir sus casas. El área despejada de vegetación ocupa unas 3,8 hectáreas y se aprecia la presencia de cuatro casas alargadas, de unos 112 m2 cada una. Comparando estos datos con los de otras 71 aldeas indígenas visibles desde el satélite y de las que sí hay referencia, los antropólogos estiman que en esta pequeña población en medio de la selva podrían vivir alrededor de 40 individuos, incluyendo a niños y adultos.

Localización de las principales tribus aisldas, según Survival

En un sobrevuelo de la zona posterior realizado en 2011, explican Walker y Hamilton, se pudo avistar a nueve personas, aunque a finales de ese año llegaron noticias de que la tribu había abandonado la zona. En imágenes más recientes desde el satélite IKONOS y Worldview, ya no hay resto de la aldea en esa área. ¿Dónde han ido estos indígenas? Los científicos creen que han huido a otra zona más profunda del bosque por la presencia de traficantes de drogas en la zona, pero no se sabe a ciencia cierta qué ha pasado con ellos.

Las imágenes desde el satélite servirían para establecer un censo

Para evitar esta incertidumbre, los autores del estudio proponen la necesidad de desarrollar un programa de vigilancia remota de estas poblaciones para controlar desde el satélite sus movimientos demográficos y aumentar sus posibilidades de supervivencia dotando a los gobiernos información para adoptar decisiones. "Para ayudar a asegurar que las poblaciones actualmente aisladas no caen por debajo del tamaño que las hace viables, es necesario cuantificar su dinámica demográfica", escriben. La primera tarea, insisten, sería "geolocalizar estas aldeas aisladas, utilizando quizás algoritmos automatizados para detectar signos de actividad humana, y seguir los patrones de migración y uso de la tierra a lo largo del tiempo". En ese sentido, añaden, sería posible determinar fronteras de protección de un tamaño suficiente como para protegerles de las amenazas externas y garantizar su supervivencia.

¿Es una buena idea tener información exacta de la localización de estas tribus? Quizá la información no debería hacerse pública para evitar males mayores, pero sería muy útil para los gobiernos. Organizaciones como Survival publican un mapa con las áreas aproximadas donde se encuentran para tratar de ayudar a estas tribus. “Este mapa no ayudará a nadie a establecer un ‘primer contacto’”, escriben, “Pero ayudará a impedir que las empresas petroleras y madereras invadan las tierras de los pueblos indígenas no contactados”.  José Carlos Meirelles, que lleva años trabajando para FUNAI, es un firme defensor, a pesar de las críticas, de los vuelos en los que se localiza a estas tribus, para dar noticia al mundo de su existencia y concienciar sobre el problema. "Su futuro no depende de ellos”, asegura durante la grabación aérea que realizó junto a la BBC, “depende de nuestra conciencia".

Referencia: Amazonian societies on the brink of extinction (American Journal of Human Biology) | Para saber más: Indígenas aislados, preguntas y respuestas (Survival)

--

Next es la nueva sección de Ciencia y Futuro de Vozpópuli. No te olvides de seguirnos en Twitter


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba