"La maternidad no limita lo que eres capaz de hacer."

Una mujer se saca leche durante una maratón para reivindicar la normalización de la lactancia pública

Anna Young sacándose leche en medio de una carrera
Anna Young sacándose leche en medio de una carrera Anna Young /Facebook

Nadie obligaba a Anna Young a correr la 'REVEL Big Cottonwood' de Salt Lake City el pasado 9 de septiembre. Simplemente decidió organizarse y ejercer su derecho a compatibilizar ocio y responsabilidades. Se inscribió a esa prueba antes de saber que estaba embarazada y sin ningún tipo de prejuicio decidió participar en ella cinco meses después del parto de su hija y sin tener que romper con la lactancia. Interrumpir la extracción o rutina de lactancia ocasiona trastornos en la producción de leche.

Muchos piensan que el gesto no era necesario, incluso algunos que comentan en Facebook o aquí la noticia.

Anna opina lo contrario. La joven madre no quería que la carrera alterara una rutina de lactancia que tanto le había costado conseguir. Está en su derecho y es la forma que tiene de decir que NADA ni NADIE puede elegir lo que una mujer tiene que hacer con su vida y con su maternidad.

En realidad la imagen muestra la triple dificultad de una mujer que solo quiere correr una media maraton. La carrera en sí, cumplir con los procesos biológicos de la lactancia y tener que soportar los comentarios de los que no lo entienden. Es una lección legítima.

Yesterday I ran a half marathon at five months postpartum. I had to leave at 4:30am and the race started at 6:45am. I... Posted by Anna Young on domingo, 11 de septiembre de 2016

El texto de la publicación en su facebook dice:

“Ayer corrí media maratón tras cinco meses de dar a luz. Me tuve que levantar a las 4.30 am y la carrera comenzaba a las 6.45 am. Le dí el pecho a mi hija antes de irme de casa, me saqué leche después de correr las primeras 8 millas y le di de comer a mi hija apenas después de cruzar la línea de llegada. Este grupo (Occupy Breastfeeding) y la Liga de la Leche me motivaron a encontrar una manera de correr pero a la vez cuidar a mi hija”, 

Anna Young encontró el apoyo de Occupy Breastfeeding, un grupo encargado de defender los derechos y normalizar la lactancia pública. A través de ellos y el tag #Normalizebreastfeeding el gesto y la foto de Anna se han viralizado en Facebook y ha recibido miles de apoyos (también algún rechazo).

Anna y su hija después de la carrera. Fuente

La idea de Anna Young era ayudar a normalizar un gesto tan natural y antiguo como la mujer y que todavía es visto por muchos como algo que pertenece solo a la privacidad de las familias y no debe hacerse en público.

Es curioso como para ello ha tenido que elegir bien la foto que se ha hecho viral, como bien saben en Occupy Breastfeeding Facebook censura los pezones (solo los femeninos) en las publicaciones gráficas. En este caso la hipocresía no ha impedido transmitir correctamente el mesaje.

Enhorabuena, Anna.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba