derechos

"Si este vídeo se hace público es que algo grave me ha pasado"

Un vídeo de una joven saudí que afirma haber sido maltratada por su padre y forzada a casarse con su primo se ha viralizado en las redes bajo el hashtag #SaveAmna. La joven, que se identifica como Amna Al-Juaid, supuestamente ha desaparecido al tratar de huir de la violencia familiar. La historia es el reclamo perfecto para defender los derechos de la mujer en Arabia Saudí, uno de los países más machistas del mundo según la ONU.

"Si este vídeo se hace público es que algo grave me ha pasado"
"Si este vídeo se hace público es que algo grave me ha pasado" Youtube/Amnah Aljuaid

"Estoy grabando este vídeo ya que podría ser el último de mi vida y también para que sepas que soy real y estoy aquí", comienza confesando Amna en el documento.

-------------

Una chica de unos veinte años, con el pelo corto, sin velo y muy segura de sus palabras ha denunciado una vida de torturas y sometimiento machista a través de un vídeo de youtube. En el vídeo cuenta cómo su padre la maltrata, que fue obligada a casarse con su primo y forzada a abandonar la universidad. Según su testimonio ha intentado huir de su casa pero las autoridades le han castigado también por ello. En Arabia Saudí las mujeres no pueden dejar el hogar sin consentimiento.

"No tengo ninguna protección, ningún tipo de protección contra cualquier miembro de mi familia o del gobierno. Sólo quiero sentirme segura y protegida ...quiero vivir con dignidad", añade.

La mujer dice que las autoridades saudíes le habían ofrecido a "encerrarla" en un refugio para mujeres. "Sé que mi vida terminará si voy a ese lugar porque en realidad es una prisión."

El testimonio no es la única prueba que ha compartido de los supuestos maltratos a los que ha sido sometida. Amna acompaña la denuncia con unos documentos y fotografías para mostrar su identidad oficial y las secuelas de las palizas a las que ha sido sometida.

Pruebas aportadas por Amna
Pruebas aportadas por Amna SaveAmnaAljuaid

La chica cuenta también como dejó preparados los documentos a amigos que residen fuera del país para evitar problemas con las autoridades a los que viven allí. Si no era localizable en unos días tenían la obligación de publicar el material. Una cuenta de Twitter [@SaveAmnaAljuaid] ha sido el lugar elegido para sacar a la luz los últimos mensajes de Amma con sus amigos y todos los vídeos grabados por ella.

El último mensaje de la cuenta es del 30 de octubre

"Tenemos noticias, las fuentes dicen que está en la cárcel o en un albergue de mujeres (Dar aldhyafa) No puede salir sin el permiso del padre o de la familia #saveamna

-------------

Al final del vídeo Amna publica y denuncia también la cuenta de Twitter de su padre, el supuesto maltratador, para que le pregunten directamente a él sobre su paradero. La cuenta, que existe, ha protegido sus actualizaciones con candado. 

La historia se ha viralizado rápidamente en la red sin demasiadas certezas en un país que hace todo lo posible por evitar publicidad de campañas de derechos humanos contra ellos. Colectivos y activistas feministas han promocionado el hashtag #SaveAmna para obligar a las autoridades saudíes a que informen del paradero de la mujer o clarifiquen el caso. Amna desapareció, supuestamente, el 14 de octubre. No hay ningún comunicado oficial sobre el asunto, ningún testimonio familiar, ni más pruebas que verifiquen la situación de la joven o expliquen la supuesta campaña.

Amna Aljuaid
Amna Aljuaid @SaveAmnaAljuaid

Y es que Arabia Saudí es uno de los países mas misóginos del mundo, a pesar de los últimos avances impulsados solo por la crítica internacional todavía se ofrece menos protección jurídica a la mujer. Oficialmente y desde las autoridades se promueve la segregación sexual. Hasta el próximo mes de julio ninguna mujer podrá conducir y esto solo ha cambiado por la presión internacional de los petrodólares. La realidad es que las mujeres están sometidas de por vida a la tutela de un varón, que suele ser el padre o el marido, necesitan el permiso de este para trabajar o viajar e incluso para entrar en el quirófano.

Paradójicamente en el país sí que hay una ley que penaliza la violencia de género [2013] y centros para acoger a mujeres maltratadas pero es necesario la autorización de un hombre para ingresar y estudiar cada caso. La política de tutelas sigue prácticamente intacta.

La organización pro derechos humanos Human Rigths Watch se ha sumado a las peticiones al gobierno saudí a través de su cuenta verificada en Twitter para que las autoridades investiguen el caso de Amna Al-Juaid:

"Las autoridades saudíes deben iniciar una investigación inmediata sobre el paradero de Amna Al-Juaid, garantizar su seguridad y no castigarla en el caso de que se haya escapado."

-------------

Más allá de las evidencias o pruebas que confirmen la triste historia de Amna su caso no cuenta nada que no ocurra constantemente en el reino saudita. La violación de los derechos humanos debe ser siempre denunciada y perseguida y la concienciación en redes sociales es un buena herramienta para combatir la manipulación mediática de su gobierno.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba