Medios

Las televisiones privadas la toman con Soria y le acusan de favorecer "descaradamente" a Movistar

Las televisiones privadas y el Gobierno han mantenido serios desencuentros en los últimos meses. Ahora, estas empresas acusan al Ministerio de Industria de actuar en favor de las plataformas de pago por visión y de negarse a resolver sus “graves” problemas, que ennegrecen el futuro de sus negocios.

El ministro de Industria, José Manuel Soria
El ministro de Industria, José Manuel Soria EFE

El enfrentamiento entre el Gobierno y las televisiones privadas está más vivo que nunca. La última batalla que se ha desatado entre ambas partes tiene que ver con el auge de Movistar TV. Las compañías que emiten en la TDT acusan al Ministerio de Industria de conceder a Telefónica una ventaja competitiva para que desarrolle su plataforma audiovisual de pago y critican su sospechosa “dejadez” para resolver los “graves problemas” a los que se enfrentan sus negocios. Entre ellos, el más que posible nuevo cierre de canales al que tendrán que enfrentarse si así lo dictamina en los próximos meses –como todo parece indicar- el Tribunal Supremo.

La relación entre Moncloa y las televisiones comerciales no atraviesa por su mejor momento. El Ejecutivo reprocha a estas empresas el haber dado alas a Podemos por su incontenible sed de audiencia. Por su parte, estos medios de comunicación culpan al ministro de Industria, José Manuel Soria, de haber situado a la TDT española al borde del abismo, a partir de una política “negligente” que no ha solucionado ninguno de los problemas que arrastra el sector desde mucho antes de que se produjera el apagón analógico, critican fuentes de estas compañías.

Las televisiones acusan a Soria de realizar una política "negligente" que ha carcomido la TDT

Las iras de estas compañías se dirigen a la figura del ministro, pero también a la del secretario de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información, Víctor Calvo Sotelo. Les responsabilizan del “acoso” que sufre actualmente la televisión en abierto en España, con el cual se ha favorecido el crecimiento de las plataformas de pago, especialmente la de Telefónica, precisan a Vozpópuli fuentes de estas compañías.

Según datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), al término del tercer trimestre de 2013 Movistar TV disponía de cerca de 740.000 abonados, mientras que un año después, de casi 1,6 millones. A estos, hay que sumar los aproximadamente 1,7 que aglutinaba Digital Plus, una plataforma que, salvo sorpresa, adquirirá en los próximos meses y con la que conseguirá acaparar el 84% de los ingresos de este mercado y 7 de cada 10 clientes. "El Gobierno ha creado el caldo de cultivo necesario para que Movistar crezca y ésta, como es lógico, se ha aprovechado de eso", afirman las mismas fuentes.

Uteca, "muy debilitada"

La colectividad que representa los intereses de las televisiones comerciales, Uteca, ha reconocido recientemente que no se sienta a negociar con el Ministerio de Industria desde hace varias semanas, un hecho que resulta especialmente significativo si se tiene en cuenta que en este tiempo se ha completado la adaptación al dividendo digital y se han comenzado a redactar los pliegos del concurso por el que antes de final de año se adjudicarán cinco nuevas licencias de emisión en abierto, explican desde una de estas televisiones.

No ayuda a revertir esta situación la "crisis" en la que se encuentra Uteca, "muy debilitada" por las profundas diferencias existentes entre sus dos socios más influyentes, Atresmedia y Mediaset, que cada vez complican más el alcanzar posturas comunes sobre los asuntos que afectan a la industria audiovisual, apuntan estas fuentes.

Desinterés del Gobierno

Estos informantes aseguran que el Gobierno tiene en su mano las herramientas legales necesarias para terminar con la inseguridad jurídica que les afecta, pero no las utiliza, lo que les lleva a sospechar que existe una "clara intención" en sus miembros de impulsar negocios como el de la televisión por IP (los datos se transmiten mediante tecnología como la fibra óptica), como el de Movistar.

"Si Industria tuviera la voluntad de evitar un nuevo cierre de canales y devolvernos los que nos quitaron, y en los que invertimos mucho dinero, crearía un marco legal para garantizarlo. Pero no es así y, mientras se penalice de esta forma a las empresas de la TDT, las televisiones de pago tendrán las de ganar y se desarrollarán", aseveran.

Las diferencias existentes entre Atresmedia y Mediaset han debilitado la salud de su patronal, Uteca

Esta petición de legislar para proteger sus intereses preocupa en la Comisión Europea, tal y como informó recientemente este periódico. De hecho, este organismo planea intervenir en España si sus autoridades entorpecen la entrada de nuevos operadores en este mercado, al igual que hizo hace una década en Italia.

Fuentes de las televisiones privadas, consultadas por Vozpópuli, tienen constancia de que una parte de los juristas de Industria están preocupados por esta posible reacción adversa de la UE, pero mantienen que las legislaciones española y europea dejan el espacio suficiente para garantizar la buena salud del sector. ¿Cuáles? "Por ejemplo, la elaboración de un Decreto-Ley que anule cualquier sentencia que ordene el cierre de nuevos canales de la TDT", inciden desde Uteca.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba