Medios

Enfado de los 'capos' de los medios con Soraya y Soria por amparar el rescate de Prisa

Los principales grupos mediáticos consideran injusto que el Gobierno ampare la venta de Digital Plus y, al mismo tiempo, no solucione el reparto de canales de la TDT. También señalan a la vicepresidenta y al titular de Industria por favorecer a las 'telecos'. El sector audiovisual sigue a la espera del plan sobre el 'dividendo digital'... 

En los principales grupos mediáticos están que trinan con Soraya Sáenz de Santamaría y José Manuel Soria. A los capos de los medios no les ha gustado nada que la vicepresidenta del Gobierno y el titular de Industria favorezcan, por acción u omisión, el rescate de Prisa derivado de la compra de Digital Plus por parte de Telefónica. Sobre todo porque, al mismo tiempo, el Ejecutivo del PP sigue sin ofrecer una solución al reparto de canales de la Televisión Digital Terrestre (TDT). Además, también critican que no se resuelva ya el ansiado plan sobre el 'dividendo digital' que atañe tanto a las televisiones como a las empresas de telecomunicaciones. En privado, fuentes de varios conglomerados expresan su malestar y aseguran que los movimientos gubernamentales están destinados a favorecer a las telecos.  

La transacción entre Telefónica y Prisa por el 56% de Digital Plus supondrá, de facto, un enorme balón de oxígeno para las maltrechas cuentas del grupo mediático presidido por Juan Luis Cebrián. Con una deuda mastodóntica que supera los 3.200 millones de euros, la venta de la plataforma de pago por 750 millones es más que relevante. Una vez que hay acuerdo entre las dos compañías, falta el plácet de las autoridades de Competencia. Como ha publicado ya este diario, la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC) reclamará el poder último de decisión sobre esta operación clave para el futuro de los medios de comunicación.

La buena relación que mantienen Soraya y Cebrián es de sobra conocida; y por ello en los otros grupos mediáticos miran con recelo esta suerte de rescate encubierto a Prisa

A la espera de la CNMC, de momento el Gobierno guarda silencio sobre la operación de Digital Plus; una operación que puede cambiar el modelo televisivo en España, dado que la operadora de telefonía pasará a controlar la práctica totalidad de la televisión de pago. Solo el secretario de Estado de Telecomunicaciones, Víctor Calvo-Sotelo, ha hablado del asunto, pero para echar balones fuera. Algo que ha servido para recrudecer los problemas entre el Ejecutivo y los principales grupos mediáticos. Además, dado que la buena relación que mantienen Soraya y Cebrián es de sobra conocida, en los otros grupos mediáticos miran con recelo esta suerte de rescate encubierto a Prisa. 

"Dos varas de medir"

Las fuentes consultadas hacen hincapié en las "dos varas de medir" por parte del Ejecutivo del PP. Su tesis es que Soria y Soraya favorecen con su actitud la operación de Digital Plus pero, en cambio, no solucionan los problemas apremiantes para Atresmedia, Mediaset, Vocento y Unidad Editorial. Dichos problemas son básicamente dos: el reparto de canales de TDT y el ansiado plan para poner en marcha el 'dividendo digital'. Ambas cuestiones, relacionadas en alguna medida, llevan meses sin resolverse. Y la incertidumbre generada por el Ministerio de Industria, responsable del sector, ha enfurecido en diversas ocasiones a los altos ejecutivos de los medios, representados en la patronal Uteca. 

El Gobierno sigue sin aclarar si convocará un concurso de licencias de emisión para la TDT y tampoco hace público cómo va a implantar el 'dividendo digital'

Al decir de estas fuentes, resulta inconcebible que el Gobierno no haya movido ficha todavía acerca de los dos asuntos. Respecto a la TDT, el Ejecutivo está obligado a convocar un concurso de licencias de emisión para nueve canales, justo los que dejaron de emitir en mayo por orden judicial. Las televisiones están en contra de dicha subasta y hasta podrían impugnarla, según se ha publicado, si se lleva a cabo de forma que suponga abrir la vía de entrada de otros competidores al negocio televisivo. Curiosamente, en 13TV, la cadena de los obispos, dan por hecho que tendrán canal propio.

En segundo lugar, respecto a la nueva tecnología de alta definición que conlleva el 'dividendo digital', los planes gubernamentales parecían inminentes semanas atrás, pero el ministro de Industria dijo la pasada semana que estará listo "en julio". La sensación extendida en el sector es que el Ejecutivo beneficia a las telecos con su actitud, puesto que estas compañías sí podrán empezar a usar la tecnología 4G en 2015, como está previsto, mientras que las televisiones se verán perjudicadas por la falta de tiempo para la resintonización que tienen que acometer los usuarios...  

Sea o no para favorecer a las telecos, el caso es que pasa el tiempo y no hay soluciones en el Consejo de Ministros. Desde las televisiones han reclamado una y otra vez que "es necesario dotar de seguridad jurídica y de estabilidad al sector", en palabras de Andrés Armas, director general de la citada patronal. Para los grupos mediáticos la próxima mudanza de frecuencia de los canales por el 'dividendo digital' "debe ser aprovechada para prever un escenario estable para los próximos años". De hecho, ya a principios de mayo solicitaban al Gobierno, y más en concreto al Ministerio de Industria, Energía y Turismo, que hiciera públicos cuanto antes "los proyectos de asignación del espectro radioeléctrico" y que estableciera "los canales de comunicación adecuados para no volver a incurrir en una situación tan dolorosa" como la vivida con el apagón de nueve canales. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba