Medios

Multa de casi 300.000 euros a Atresmedia y Mediaset por incumplir la legislación publicitaria

Competencia sanciona con más de 130.000 euros a la compañía italiana por mezclar contenidos editoriales con los publicitarios e impone una multa de 165.000 euros al grupo dirigido por Silvio González por los mismos motivos. Ambos tienen dos meses para recurrir.

El programa 'Cuarto Milenio' es uno de los que incluyó sobreimpresiones mezclando los contenidos editoriales con los publicitarios
El programa 'Cuarto Milenio' es uno de los que incluyó sobreimpresiones mezclando los contenidos editoriales con los publicitarios Cuatro

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha multado a Mediaset con 131.501 euros por incumplir la legislación publicitaria al emitir sobreimpresiones publicitarias sin interrumpir los programas y mezclando los contenidos editoriales con los publicitarios y ha impuesto otras dos sanciones a Atresmedia por un importe total de 165.748 euros por violar diversos artículos de la Ley de Comunicación Audiovisual referidos tanto a la presentación como a la duración de la publicidad emitida.

La multa a Mediaset por la comisión de una "infracción administrativa continuada de carácter grave" corresponde a quince sobreimpresiones publicitarias emitidas en agosto y septiembre de 2014 de la página web www.premiercasino.es en el canal Cuatro. Así, la citada web fue publicitada mediante sobreimpresión en los programas 'CSI', 'Cine Cuatro', 'Conexión Samanta', 'Cuarto Milenio', 'La Otra Red' y 'Partido a Partido', sin interrumpir los programas y mezclando los contenidos editoriales con los publicitarios. A partir de ahora, según explica la CNMC en una nota de prensa, Mediaset dispone de un plazo de dos meses para interponer un recurso contencioso-administrativo ante la Audiencia Nacional contra la decisión de Competencia.

En lo que a Atresmedia respecta, una de las sanciones ha sido de 136.893 euros por 89 sobreimpresiones publicitarias sin interrumpir los programas y mezclar los contenidos editoriales con los publicitarios en el programa 'El Chiringuito de Jugones' del canal Neox entre los días 19 de agosto y 12 de septiembre de 2014.

Una de las sanciones a Atresmedia es por 89 sobreimpresiones publicitarias sin interrumpir los programas

Además, deberá pagar 28.855 euros por haber superado los minutos de publicidad -la regla de los doce minutos por hora natural-, en las emisiones de los días 14 de junio y 15 y 28 de julio de 2014, en el canal La Sexta. Según ha informado la CNMC en una nota de prensa, Atresmedia cuenta igualmente con un plazo de dos meses para recurrir.

"No hubo intencionalidad"

En sus alegaciones iniciales, Atresmedia consideró que los excesos, con carácter general, se deben a un problema técnico imprevisto e imposible de resolver en el acto, así como diferencias en el cómputo de los contenidos. Aseguró, además, que fueron hechos involuntarios y que no ocasionaron perjuicio para los telespectadores, ni tampoco beneficio alguno. En respuesta a estas alegaciones, la CNMC esgrimió que una cadena de televisión de la importancia de La Sexta debe tener previsto un mecanismo para neutralizar los posibles fallos en los sistemas de emisión.

Como Atresmedia, Mediaset también entiende que no ha habido intencionalidad en la comisión de las presuntas infracciones, puesto que actuó, y sigue actuando, según asegura, con el convencimiento de que su actuación es conforme a derecho.

Principio consagrado

En su resolución, la CNMC explica que, según la Ley General de Comunicación Audiovisual, los mensajes publicitarios en televisión deben respetar la integridad del programa en el que se inserta y de las unidades que lo conforman. Además, la transmisión de películas -excluidas las series, los seriales y los documentales-, largometrajes y programas informativos televisivos podrá ser interrumpida una vez cada treinta minutos. 

Mediaset argumenta que no hubo intencionalidad en la comisión de las presuntas infracciones

En el caso de los programas infantiles, la interrupción es posible una vez cada media hora si el programa dura más de treinta minutos. Las retransmisiones de acontecimientos deportivos por televisión únicamente podrán ser interrumpidas por mensajes de publicidad aislados cuando el evento se encuentre detenido. Y en dichas retransmisiones, dispongan o no de partes autónomas, se podrán insertar mensajes publicitarios siempre que permitan seguir el desarrollo del acontecimiento. 

La ley consagra el principio de separación entre contenidos televisivos y la publicidad, primero como un derecho del telespectador y, segundo, como una imposición a los prestadores del servicio de comunicación audiovisual dentro del derecho a realizar comunicaciones comerciales. Se trata de un principio claro que justifica, por ejemplo, según explica la CNMC, la prohibición de la publicidad encubierta y que, frente al legítimo interés de los anunciantes y operadores de televisión por lograr la máxima audiencia para sus mensajes, coloca el interés superior de los telespectadores a distinguir clara y fácilmente cuándo están siendo objeto de persuasión. Conforme a este principio, las emisiones televisivas deben realizarse separando los contenidos publicitarios del contenido editorial.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba