Medios

La CNMC dinamita el salvavidas del Gobierno a los editores al cuestionar la 'tasa Google'

Competencia publica un informe en que refuta el canon que ha aprobado el Gobierno para los agregadores de Internet. Indignación en los grupos Vocento, Prisa y Unidad Editorial, que esperaban combatir sus caídas de lectores y publicidad con esta ayuda...

José María Bergareche
José María Bergareche aede

Terremoto en los grupos editores de periódicos. Ni Prisa ni Vocento ni Unidad Editorial esperaban el varapalo que acaba de asestarles la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC) al aprobar un informe que pone en cuestión la tasa que ha aprobado el Gobierno para los agregadores de Internet como Google. Así, queda en el aire el canon de compensación a los editores de noticias por el uso de sus contenidos. Es decir, el salvavidas articulado por el Ejecutivo del PP para socorrer a la prensa tradicional acaba de ser congelado. El regulador propone modificar esta polémica tasa que ha puesto en pie de guerra a muchos portales informativos.

Más en concreto, la CNMC descarta el argumento de una compensación económica al "beneficiarse los agregadores del esfuerzo creativo de los editores originales". Según el regulador, esta propuesta no podría aceptarse "ya que existen soluciones técnicas, sencillas y gratuitas que permitirían al titular del derecho de propiedad intelectual que la agregación se realice o no". El documento tacha de "cuestionable" que todos los editores consideren competidores directos a los agregadores de noticias, dado que los medios originales pueden ganar visitas a sus páginas a través de la agregación. "En este sentido, las cuantiosas inversiones de diversos editores de contenidos en mejorar el posicionamiento en los buscadores serían otro indicio de que, al menos para algunos editores, el agregador es complementario y no competidor de su producto o servicio".

Otros ingresos derivados

La CNMC considera que el tráfico obtenido gracias a la agregación genera o puede generar otros ingresos distintos de la subscripción, principalmente publicitarios. "A esta autoridad le consta la existencia de editores que consideran, sin ambigüedad, la agregación beneficiosa para sus intereses, o bien sus licencias de distribución contemplan la ausencia de retribución económica", reza el informe. Por otra parte, el regulador destaca que la existencia de una compensación equitativa desincentivaría el acceso al mercado de nuevos prestadores de servicios electrónicos de agregación, tanto más cuanto mayor sea su importe, frente a los operadores ya asentados en el mercado que han venido operando en los últimos años sin la necesidad de satisfacer dicha compensación.

Por todo ello, el organismo aporta unas conclusiones que no casan con los deseos de los grupos editores. Y es que solicita "replantear la figura proyectada con un análisis en profundidad de la normativa que permita reducir los posibles impactos negativos de dicha regulación". Y, en caso de que se decidiese seguir adelante con la medida, al menos recomieda "modificar el carácter irrenunciable de la compensación" y "eliminar la reserva de actividad que se concede a las entidades de gestión de derechos de propiedad intelectual". O sea, un torpedo a la línea de flotación de los conglomerados mediáticos mencionados.

De hecho, este diario ha podido comprobar que los editores de El País, El Mundo y ABC no han asumido de buen grado este informe de la CNMC. No en vano, en juego está su futuro. Y es que el sector de la prensa cosecha, mes a mes, pérdidas de ingresos y lectores que ponen en cuestión la supervivencia de su modelo de negocio.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba