Medios

¿Sentencia sensata o infame?: 'El País' y 'El Mundo' no se entienden sobre el 'Faisán'

Los editoriales de este jueves de ambos periódicos son totalmente opuestos. Mientras el de Prisa califica la decisión de la Audiencia Nacional de 'sensata' y recuerda su 'buen criterio', El Mundo critica el argumento tachándolo de 'ofensa a la inteligencia' y apela a la necesidad de recurrirla. 

Pamies y Ballesteros escuchan la decisión final del Tribunal en la jornada de este miércoles
Pamies y Ballesteros escuchan la decisión final del Tribunal en la jornada de este miércoles Efe

Que las dos principales cabeceras de prensa española mantienen criterios totalmente opuestos en algunos temas es algo sobradamente demostrado. En las ediciones de este jueves esta máxima ha vuelto a quedar patente al analizar los editoriales que ambos dedican a la sentencia del 'caso Faisán' que se hacía pública ayer. Mientras El Mundo habla de "una sentencia infame que debe ser recurrida" y la califica como "una ofensa a la inteligencia" el argumento esgrimido para dictarla, el medio de Prisa se refiere a ella como una "sentencia sensata", ya que "exagerar la trascendencia del incidente, equiparándolo a crimen de colaboración con el terrorismo, habría sido un absurdo". 

"La sentencia resulta infamante para las víctimas e incomprensible para cualquier ciudadano con un mínimo de sentido común", defiende el diario de Pedro J. Ramírez en su primer párrafo, para seguir después explicando que las razones del "sorprendente fallo del tribunal son políticas", ya que supedita la consideración objetiva del acto delictivo a cuestiones de índole política, en referencia a que los jueces no han apreciado "dolo intencional" en el chivatazo. 

El otro asunto que más critica el editorial de El Mundo es la apreciación del tribunal sobre la protección del bien jurídico entendido como la 'paz social'. "La sentencia interpreta que no se puso en peligro ésta con el chivatazo, ya que los acusados querían favorecer el proceso dirigido al cese de 'actividad de una organización armada'", un argumento que para el diario supone una ofensa a la inteligencia. 

Por último, califican el chivatazo a ETA de una de las "mayores infamias de nuestra democracia", y por eso pide a la Fiscalía que no mire para otro lado, ya que tiene que "cumplir con su obligación constitucional de perseguir el delito". 

Como si de otro asunto se tratase, El País ofrece una interpretación totalmente opuesta de la sentencia, aludiendo al "buen criterio de la Audiencia Nacional", recordando que exagerar la transcendencia del hecho en sí habría sido un absurdo. El diario se remonta al contexto de 2006 para exponer que la negociación se encontraba en una fase crítica cuando el soplo frustró las detenciones, pero que éstas no tuvieron mayor trascendencia ya que el aparato de extorsión de ETA fue detenido 50 días después. Bajo esa misma policía y ese mismo Gobierno, al que algunos señalaron como colaboracionistas con el terrorismo, ocurrió la renuncia definitiva de la banda a la violencia en el otoño de 2011", escribe. 

El diario sentencia su editorial añadiendo que "cabe preguntarse si el interés de algunos en no pasar página tiene que ver con un sincero respeto a la memoria de las víctimas o, más bien, con un concepto utilitarista de la política. Concentrarse ahora en el desarme de ETA es más importante que sostener la duda sobre viejas intenciones y responsabilidades". 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba