Medios

Las secciones sindicales de RTVE bloquean el convenio colectivo pese a la amenaza de un ERE

La dirección y los representantes de los trabajadores deben pactar antes de octubre, fecha desde la que la Corporación tendría luz verde para aplicar drásticos recortes bajo el paraguas de la última reforma laboral.

Leopoldo González Echenique, presidente de RTVE.
Leopoldo González Echenique, presidente de RTVE. EFE

Tras un verano de tregua, el clima de paz laboral que ha reinado en los últimos meses en RTVE se ha esfumado. El próximo miércoles 25 de septiembre finaliza la vigencia y ultraactividad del actual convenio colectivo de la Corporación Estatal. Salvo que para dicha fecha ya se haya firmado el que será oficialmente el segundo convenio, las condiciones laborales que se aplicarán a continuación serán las que la Dirección de Corporación RTVE decida de forma unilateral. Parte de la representación sindical entiende que los actuales responsables de la radio y televisión públicas optarán por la puesta en marcha de expedientes de regulación de empleo, una medida drástica que desde hace meses acecha a la empresa pública. 

La Unión General de Trabajadores (UGT) y los sindicatos USO, Alternativa APLI y Alternativa RTVE, que tienen el 75% de representación en RTVE, alcanzaron en julio unos acuerdos económicos con la empresa que garantizarían el mantenimiento de la plantilla de RTVE hasta el 31 de diciembre de 2015, así como una apuesta por la producción propia y por la estructura territorial. El recorte económico asumido para alcanzar dicho acuerdo es inferior al aplicado en el ámbito de la función pública. Pero ahora este pacto se ha quedado en agua de borrajas. Fuentes sindicales explican que la dirección ha urgido a los representantes de los trabajadores que los recortes en las nóminas sean mayores a los pactados en julio.  Se fijó que en ningún caso las cuantías totales del salario base sufrirán una merma superior al 5%.

La reducción de más de 250 millones de euros en el presupuesto de la Corporación RTVE para 2013, así como un déficit de más de 100 millones en 2012, nos pone en unos escenarios muy complicados, y a partir del 25 de septiembre sólo pueden pasar dos cosas, según pone de manifiesto UGT. Un primer escenario en el que se llegase a un acuerdo de convenio con reducción salarial y compromisos de mantenimiento de la plantilla, de no movilidad geográfica, de la desaparición del fijo-discontinuo, de una mayor apuesta por la producción propia y de la actual estructura territorial. Un segundo que abriría la posibilidad al temido ERE extintivo, con 20 días por año trabajado y, como máximo, una anualidad.

Los máximos responsables de la Corporación llevan meses defendiendo que RTVE debe dotarse de un marco laboral más flexible para lograr una mayor productividad, y afrontar una reducción de costes. Los gastos de personal representan casi 40% del actual presupuesto de RTVE. Los primeros borradores de la propuesta presentada a los sindicatos planteaban una reducción de esta partida en torno a los 35 millones de euros. La necesidad de un nuevo convenio se justifica por los recortes de más del 20% en el presupuesto de RTVE por la grave crisis económica, y la necesidad de adaptar las estructuras y modelos operativos al actual entorno competitivo. 

Más de 300 millones de euros en gastos de personal

Los gastos de personal representan un gasto de aproximadamente unos 375 millones de euros para la corporación, según señaló el presidente de RTVE, Leopoldo González-Echenique en una comparecencia parlamentaria en febrero. De acuerdo a un estudio de la consultora Arthur D Little elaborado para la UTECA (patronal de las televisiones comerciales) hace unos meses, esta partida representa el 36 por ciento de los gastos de RTVE. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba