Medios

Los lectores y los medios digitales pagarán la caída de la prensa en papel: el canon AEDE

El canon que ha aprobado el gobierno el pasado viernes impone una tasa sobre los contenidos enlazados a un agregador que procedan de AEDE o CEDRO, para compensar la pérdida de ingresos de la "competencia desleal" de internet, según los editores.

Los grandes editores, en pie de guerra contra los agregadores
Los grandes editores, en pie de guerra contra los agregadores GTres

El Gobierno aprobó el pasado viernes, entre una batería de leyes y reformas, una nueva legislación que le afecta a usted como lector y a los medios de comunicación de internet: el canon AEDE. Aunque a priori este enunciado no aclare gran cosa, lo que en resumidas cuentas ocurre es que el Gobierno quiere cobrar una tasa para entregársela a los grandes editores por los contenidos que los usuarios suben a agregadores como Menéame, Flipboard o Google News, aunque estos dos últimos son automáticos. Esa tasa iría destinada para cortar la sangría que sufren los grandes medios en España, sangría derivada de la caída de ventas generalizada en el sector debido a internet.

¿Qué es la AEDE?

La AEDE está conformada por los grandes editores de diarios españoles. Es decir, 'El País', 'El Mundo', 'ABC', 'La Razón', el grupo Vocento, etc. A pesar de que la caída de las tiradas y difusión de los ejemplares de periódicos no ha parado en los últimos años, estos editores entienden que internet les roba lectores. No importa que la gran mayoría cuenten con portales digitales. La AEDE ha presionado al Gobierno debido a su precaria situación para poder contar con un colchón económico que pagarían los que probablemente menos culpa tienen: los agregadores y los usuarios.

¿Qué es un agregador?

Si usted es un avezado consumidor de internet, puede obviar este párrafo y dirigirse al siguiente. Si no lo es, un agregador no es más que un portal donde los usuarios de internet cuelgan noticias o informaciones, y dependiendo del interés que para ellos puedan tener, se votan y ganan mayor visibilidad o menor. El agregador no cobra por su servicio, simplemente introduce publicidad. El más conocido en España es Menéame, y luego hay otros internacionales como Reddit, Flipboard o Google News. Las redes sociales también pueden servir de agregador.

¿Cuál es el problema, entonces?

El problema es que el Gobierno pretende cobrar a toda web radicada en España de actualización periódica con informaciones de periódicos de la AEDE o CEDRO, y también incluye blogs –de cualquier persona- y páginas diversas. Y por cualquier web. Es decir, si usted cuelga en su cuenta personal de redes sociales un contenido, es posible que tenga que pagar la tasa. Esta tasa la tendrán que pagar todos los agregadores que dispongan de contenidos AEDE, tales como Menéame, Flipboard, incluso Google, Twitter o Facebook. En teoría, esta tasa compensaría las pérdidas derivadas de la caída de las ventas del papel, y según AEDE, ingresarían 80 millones de euros anuales.

Detractores y defensores de la ley, enfrentados

La AEDE justifica el canon dado que considera que los agregadores deben pagar por utilizar informaciones que no les pertenecen. Así, compensarían la caída en las ventas de los periódicos, y mantendrían, según su punto de vista, vivo el sector. Como la AEDE piensan el Gobierno y la oposición, que votaron afirmativamente la nueva reforma. 

Para los internautas y gurús de internet, esta tasa penaliza tanto a los medios como a los lectores, que son los grandes perjudicados, y sostienen que a la AEDE también le perjudica. Al reducirse el tráfico por la ausencia de enlaces, habrá menos visitas a medios, luego menores ingresos por publicidad. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba