Un proyector, para verlo muy grande

BenQ acaba de lanzar un interesante proyector, llamado Home Cinema W1350, y ya ha pasado por nuestras manos. Interesante porque es capaz de proyectar en calidad Full HD de manera inalámbrica, de manera que puedes emitir contenidos en dicha resolución y sin comprimir desde una habitación a otra. Además, genera hasta un tamaño de pantalla de 100” desde una distancia de sólo 3 m (lo que facilita la instalación en cualquier lugar). Incluye certificación ISFccc, que calibra la proyección de manera profesional, y como hablamos de imágenes de mucho movimiento, está especialmente definido para ofrecer un rendimiento sin latencia. Permite proyección lateral, incluye zoom flexible y desplazamiento de la lente.

Un televisor de última generación

Más pronto que tarde, tu salón estará presidido por un televisor 4K, así que ahora puedes tener la excusa perfecta para echar un vistazo a lo que hay por los centros comerciales. Ya que nos preguntas nuestra opinión, LG está lanzando últimamente unos televisores que llaman la atención por su excelente rendimiento/precio. Dentro de su gama 4K (hasta 18 modelos), nos quedamos con el 55UB830V: ofrece una resolución de 8,3 millones de píxeles (es decir, el Full HD multiplicado por cuatro), un panel IPS para que estar ladeado frente al equipo no te haga perder detalles y, por descontado, Smart TV de última generación. Además, obedece tus órdenes de voz y gestos para cambiar los canales o subir el volumen, por ejemplo. Y, por encima de todo, reproduce los contenidos de maravilla. ¿Que Antena 3 y Movistar no emiten en 4K? Cierto, pero estos televisores escalan la señal de manera impactante.

Una barra de sonido

Ya te hemos contado en más de una ocasión que los televisores, cuanto más finos, menor capacidad de generar un sonido de calidad. Llegan al rescate las barras de sonido, entre cuyas novedades está la Sony HT-CT780. Ofrece un audio inmersivo de 2.1 canales, genera hasta 330 w de potencia de salida y dispone de diversas tecnologías para optimizar el sonido. Cuenta con dos altavoces de dos vías con tweeters dedicados y un subwoofer (ojo) inalámbrico para potenciar los graves. Por cierto, esconde bastante bien los dichosos cables y la conectividad con otras fuentes (tablets, móviles, etc.) incluye NFC y bluetooth. 

Un volante

Para calentar cada Gran Premio, qué mejor que estudiar el circuito para corroborar, o no, lo que nos cuenta Lobato durante la retransmisión. Y la mejor forma es mediante un volante conectado a la consola o el ordenador con tu videojuego de F1 favorito. El Thrustmaster Ferrari 458 Spider Racing Wheel tiene la licencia oficial del cavallino rampante y destaca por sus levas metálicas y sus agarres de gran precisión. Por su parte, el Logitech G27 Racing Wheel cuenta con una palanca de seis velocidades y doble motor Force Feedback para que sientas los baches e irregularidades de la pista con absoluta sensación de realidad. También está el Mad Catz Pro Racing Force Feedback Wheel, que admite dos modos de uso para una conducción arcade o para emular a Alonso/Sainz en plan profesional.

Playseats

Si tienes espacio y una pasión desenfrenada por la velocidad bajo techo, está la alternativa Playseats. Es una empresa especializada en fabricar estructuras formadas por un asiento de carreras y los módulos necesarios para disponer los pedales, la palanca de cambios, la consola, el monitor, etc. Tiene distintos modelos estándar, pero también puedes proponerle tu sueño (un asiento réplica de McLaren, una pantalla de 60”, el cambio de marchas de Ferrari, el volante de Williams…) y te lo harán a capricho.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba