Tecnología

Muévete por la ciudad de la forma más divertida con este monociclo eléctrico

Segway quería ser el primer vehículo de autotransporte que te acercase del trabajo al hogar -en distancias cortas y un recorrido urbano-. Pero debido a su gran tamaño y su altísimo precio se ha quedado limitado a un uso turístico o de alquiler por horas. Ese espacio en el mercado de la movilidad urbana lo ha querido ocupar Airwheel, el monociclo más divertido con el que desplazarse por la ciudad.

La compañía china Airebike es la que ha creado este innovador monociclo eléctrico. Por lo pronto tienen a la venta nueve modelos diferentes que varían en cuanto al peso -el dispositivo más pesado es de 13,7 kilos- y en cuanto a la velocidad que pueden alcanzar -como máximo 65 kilómetros por hora-. Todos los modelos de monociclos Airwheel tienen características similares: soportan hasta 120 kilos de peso, se cargan en 90 minutos, son a prueba de polvo e hidrófugos y cada carga de batería tiene una autonomía de entre 18-23 kilómetros.

Airwheel quiere ser un patinete eléctrico para adultos y su objetivo es que moverse por la ciudad sea más flexible. Está diseñado para cubrir trayectos que son muy cortos en coche, pero algo largos a pie.

Pequeño, pero seguro

El monociclo se compone de una rueda y un mecanismo similar al de Segway: funciona gracias a un giróscopo y pedales cuya inclinación -hacia delante o hacia atrás- determinan el movimiento. El pasajero puede controlar el ir hacia adelante, acelerar, desacelerar o frenar manteniendo el equilibrio con la inclinación.

El dispositivo también incluye elementos de seguridad para evitar lesiones. Por ejemplo, cuando Airwheel se inclina a más de 45 grados hacia un lado el sistema de control activa automáticamente una inclinación de protección y deteniéndose luego el motor. También puede prevenir las lesiones causadas por el exceso de velocidad. Cuando el usuario vaya a más de 12 kilómetros por hora, el extremo frontal del pedal y se elevará gradualmente. Al superar los 16 kilómetros por hora el pedal se inclinará hasta 10 grados para impedir al usuario la aceleración radical.  

El asa y el pequeño tamaño del dispositivo facilita su transporte y almacenamiento. Además, al ir de pie -sin necesidad de agarrar a diferencia del Segway- es posible ir tomando un café o hablando por el móvil. El precio de un Airwheel varía según el modelo, pudiendo encontrar el más básico a partir de 590 euros. Otra opción es alquilarlo por horas o días, en España lo puedes hacer a través de esta web.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba