Gourmet

¿Quién sirve el mejor pulpo á feira de Madrid?

No nos lo preguntamos nosotros, sino la Real Cofradía de Amigos del Pulpo Gallego, y ellos mismos han buscado la respuesta: el mejor pulpo á feira de este puerto de interior que es Madrid está -o eso dicen- en la Sidrería A Cañada.

Elaborar un buen pulpo á feira es todo un arte que conjuga la modestia con el buen hacer: la materia prima es sencilla, pero ha de ser de primera calidad, y los utensilios con los que prepararlo y servirlo (las ollas, las tijeras o los platos de madera) resultan tan básicos como imprescindibles. Por eso, encontrar un buen pulpo á feira cuando uno no puede comerlo en Carballiño puede convertirse en una dura tarea.

En plena guerra abierta contra los cefalópodos correosos o, en general, mal cocidos, se encuentra la Real Cofradía de Amigos del Pulpo  Gallego, cuyos miembros han recorrido la villa y corte de punta a punta buscando el mejor pulpo, ese cuya textura resulta tan flexible como tierna y cuya proporción de pimentón y aceite sirve para potenciar su buen sabor. Ya tenemos con nosotros el resultado: para estos especialistas del buen vivir, no hay pulpo en Madrid como el de la sidrería A Cañada.

Lo que aquí se sirve es, en realidad, un poco de la cultura culinaria española: la cocción se realiza siguiendo el método tradicional (¡abajo los microondas!) y viene acompañado de esos cachelos gallegos que aportan el sabor de una patata inimitable e inconfundible. Por encima, solo una capa espolvoreada de pimentón de la Vera y aceite de oliva con los que realzar los matices de este icono de la gastronomía gallega.

Los aficionados a la buena mesa en Madrid conocen de sobra el trabajo familiar del establecimiento reconocido con el premio al mejor pulpo á feira de Madrid. A Cañada es un clásico de la cocina española tradicional que nació, precisamente, en la comarca orensana de Valdeorras. Ahora, tras cuatro generaciones, Natividad Rodríguez y su marido César Román continúan sirviendo lo mejor de las tradiciones gallega, vasca, cántabra y asturiana y no paran de recibir reconocimientos.

Galardonado por el Ayuntamiento de Oviedo como uno de los grandes embajadores de la gastronomía asturiana, este establecimiento ubicado en el número 4 de la calle de Alonso del Barco tampoco ha quedado mal parado últimamente en cuanto a premios. Sus buenas clasificaciones en la elección de la mejor fabada y el mejor cachopo de Madrid (cuarto y finalista, respectivamente) son prueba de lo bien que se hacen las cosas tras esta barra. El próximo mes de agosto sumarán a todos estos reconocimientos su nuevo trofeo, que les será entregado durante la gran Festa do Polbo de Carballiño.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba