Gourmet

Estos tres cócteles son imprescindibles para soportar la llegada del frío

Cuando él agita la coctelera, el paseo de la Castellana se para. Hablamos de Adrián Sehob, el premiado bartender de Punk Bach(Castellana, 74 - Tel: 915 62 09 63), al que le hemos pedido que nos enseñe a preparar tres cócteles con los que soportar un poco mejor este otoño rezagado y la llegada del frío. Su estilo, a medio caballo entre la elegancia y la frescura, sirvió para que el hotel Urban se convirtiera en el lugar en el que muchos se querían dejar ver, y ahora se palpa en esta barra con cierto aire steampunk de la brasserie que el joyero Emiliano Suárez puso en marcha hace dos años. Más allá de nombres VIP, aquí se sabe cómo tratar con mimo cada uno de los ingredientes de los cócteles.

El viaje comienza en la Belle Epoque. Adrián recurre a la coctelera para combinar licor de saúco, ginebra, zumo de limón y de arándano y fruta de la pasión. A continuación, el Negroni, todo un clásico entre los clásicos que en Punk Bach adquiere una personalidad propia y con mucha solera. A la tradicional combinación de vermut, ginebra y Campari, Adrián le añade media parte de amontillado de 30 años y dos partes de vino de Oporto.

Antes de despedirnos, un contraste de estaciones con el último coctel para que la llegada del frío no nos hunda en el winter blues. La opción no puede ser otra que el Rothes Revolution: este homenaje al The Glenrothes es una auténtica explosión veraniega apta incluso para intolerantes al whisky. Combina sirope de ágave, zumo de naranja, bitter de pimienta de Jamaica y un toque de hierbabuena y albahaca. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba