Gente

Seis meses de cárcel para Kiko Hernández por apropiación indebida

Kiko Hernández tiene problemas con la justicia. Un juzgado de Madrid ha condenado al popular colaborador de Telecinco a seis meses de cárcel por apropiación indebida. Al parecer, el ex concursante de Gran Hermano se quedó con 14.000 euros de un cliente que había acudido a su empresa inmobiliaria.

Kiko Hernández -en la imagen, en un momento de Sálvame- ha sido condenado a seis meses de prisión por apropiación indebida (Gtres).
Kiko Hernández -en la imagen, en un momento de Sálvame- ha sido condenado a seis meses de prisión por apropiación indebida (Gtres).

La sombra de la justicia se cierne sobre Kiko Hernández. El colaborador de Sálvame, habitual juez que dicta sentencia sobre la vida de los demás, ha visto como un juzgado de Madrid ha declarado probado que la empresa Popular House, dedicada a la intermediación inmobiliaria y de la que él es administrador único, se quedó con 14.000 euros provenientes de un cliente que había solicitado sus servicios, según informa el diario El Mundo.

La sentencia del juzgado de lo penal número 10 de Madrid considera probado que Francisco Hernández Ruiz (nombre completo del colaborador), como socio único y administrador de la empresa, fue quien recibió 14.000 euros en dos tandas por parte de una persona interesada en reservar una vivienda para su compra. A lo largo del mes de abril de 2008, el cliente entregó esa cantidad a Popular House, llegando a pactar la firma de la escritura pública el 28 de junio del mismo año, pero la empresa fue cerrada al mes siguiente y el comprador nunca llegó a recibir ni las llaves de la casa ni el dinero que había adelantado.

Aparte de los meses en prisión –que el condenado podría evitar–, la resolución condena al colaborador a la devolución del dinero a la víctima del delito. Durante el juicio, Hernández aseguró que no sabía nada del tema, ya que él solamente era administrador, pero no gestor. Sin embargo, los empleados de Popular House desmontaron los argumentos con los que el colaborador de Telecinco había tratado de demostrar su inocencia.

De hecho, la sentencia incide en que su supuesto desconocimiento no sería un eximente, sino un agravante: “La alegación de no saber cómo se gestionaba el negocio o de no recordar esta compraventa no puede ser considerada como una manifestación de buena fe del acusado, administrador de la inmobiliaria, sino al contrario, como expresión del dolo del delito”.  La Audiencia Provincial de Madrid acaba de confirmar la sentencia emitida por el Juzgado de lo Penal, aunque rebaja la condena inicial a 10 meses de cárcel, dejando el periodo privativo de libertad en un total de seis meses. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba