Gente

Versace se hunde: ¿será Lady Gaga su salvadora?

La casa Versace no levanta cabeza desde que Gianni fue asesinado a las puertas de su mansión de Miami en 1997. El imperio, que dejó en herencia a sus hermanos (30%), a su hermana Donatella (20%) y a su entonces preadolescente sobrina Allegra (50%) necesita con urgencia un empuje mediático para salir a flote. ¿Quién lo tiene para hacerlo a lo grande y ya? Lady Gaga.

Donatella Versace y Lady Gaga, juntas en Milán (Gtresonline).
Donatella Versace y Lady Gaga, juntas en Milán (Gtresonline).

Así sale Gaga, después de tres meses de convalecencia por la rotura de su cadera, a salvar a la casa italiana convirtiéndose en su imagen para la primavera verano del 2014. Su nuevo álbum ya contiene el tema Donatella con la letra que define así a su alter ego. “Me gustaría agradecer a Gaga su genialidad, su creatividad, su increíble talento y su desvergonzada actitud hacia el mundo. Me siento muy orgullosa de ser su amiga y, por supuesto, ¡adoro la canción!", comenta Donatella.

Claro que sí, Gaga. Si fuésemos amigas del alma, como Donatella y tú, y yo tuviera un imperio de moda, no esperaría menos de ti. Me podrías llamar zorra al oído y delante de todos, como a Donatella, siempre que esa frase genial (que por cierto, está en boca de muchos desde hace años) se transforme en ganancias. “Fabulosa, delgada, rica y un poco zorra”… pues si vende, cariño, sí.

Sólo en vender la mansión huérfana de su hermano Gianni, Donatella debió perder varios kilos: quitó todas las medusas que poblaban el edificio dejando sólo una (la del mosaico central). Tuvieron que pasar 4 años para colocarla por fin a Peter Loftin por 19 millones de dólares. La historia de la mansión desde entonces ha sido tremenda: ha pasado de mano en mano, hundiendo negocios por variados que fueran, llegando a costar 125 millones y cayendo su precio en picado después. El pasado mes de septiembre se la quedó un grupo de inversores entre los que se encuentan  Jordache Enterprises  por 41,5 millones de dólares.

Hace apenas un mes que se estrenó en EE.UU. House of Versace, un biopic que nos cuenta la historia de la casa en versión amarilla trash, es decir: drogas, gritos, asesinatos y corruptelas, y de la cual se han desmarcado públicamente los protagonistas. De hecho Donatella se puso de los nervios viendo cómo Gina GershonLazos Ardientes, Showgirls- se ponía hasta las trancas de cocaína, tabaco y champagne en la pantalla. (Donatella ya cumplió en 2004, cuando se internó en una clínica de desintoxicación). Quizá algo tuvo que ver en el declive de un imperio que hasta la muerte de Gianni estaba valorado en 807 millones de dólares y tenía 130 tiendas repartidas por el mundo.

Ahora Allegra tiene 27 años y, a pesar de los constantes rumores sobre su anorexia, forma parte del consejo de administración y del equipo de diseñadores de la firma. Donatella ya ha intentado el resurgimiento colaborando con H&M y renovando líneas como Versus. Se dice que Qatar Holdings podría estar interesado en adquirir el imperio perdido. En una escena del biopic, Donatella se enfrenta a quien la mira sin pudor: "Es Versace, señoras. Vayan a la tienda, sus maridos serán más felices". Y de paso, tu Imperio no se hundirá para siempre. Lady Gaga, vas a tener que hacer algo más que enfundarte en batas de Versace para irte a la cama después de tus agotadoras giras. Te espera un duro trabajo para el 2014. No defraudes a tu amiga.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba