Gente

Dime qué me regalas y te diré cuánto me quieres

Seamos sinceros: Cada vez que abrimos un regalo, pensamos directamente en lo que se ha gastado quien lo regala ¿o no? Si la respuesta es negativa, no sigas leyendo. Pero si como imagino lo has pensado alguna vez, lo que descubrimos en el mundo de los ricos te va a divertir. Por mi parte, he llegado a la conclusión de que si eres rico, lo tienes mucho más fácil. Cuánto más vale tu regalo, más posibilidades tienes de que te quieran.

Por ejemplo, si pones en las manos de tu amada el nuevo Azature Black Diamond, un ultra-lujoso esmalte de uñas negro salpicado con diamantes de 267 kilates, a 192.000€ el botecito, ¿Cómo crees que reaccionará? Y si a tu jefe le pones encima de la mesa una Black Tie, una caja de 20 puros envueltos en oro comestible de 24 kilates, a razón de 385€ el cigarro (7.700€ la caja), ¿No verías tu ascenso un poquito más cerca?

Estas claves las conocen bien ciertos entornos a los que el final de mes no le da dolores de cabeza. Sé de buena tinta que Isabel II es una abuela que se preocupa de sus nietos. A Guillermo por su cumpleaños le regaló dos detallitos: la mansión de campo de Norfolk en la que pasó sus primeras Navidades de casado y un cheque con parte de su herencia materna: 12 millones de euros. Si la nobleza británica da ejemplo, las estrellas de Hollywood no le van a la zaga. Justin Timberlake le regaló a Cameron Díaz 2 millones de euros en regalos de Harrods. Aunque la rubita no debió quedar muy convencida porque al poco tiempo, le dejó. ¡Y sin devolverle nada!

Para acertar de pleno hay un axioma que no falla: Coches para ellos, joyas para ellas. Por eso, Victoria Beckham se gastó 370.910 € en un Rolls Royce Phantom para su marido, y David, a cambio le compró un collar de diamantes y rubíes de 500.000 €. J Lo, también apostó por el motor y cuando todavía bebía los vientos por Marc Anthony, le regaló un Spyker C8 de 258.000€. Sin embargo, parece que Beyoncé es la que más quiere a su marido. Eligió motor para no fallar ¡pero el de un avión privado! Un Bombardier Challenger 850 que cuesta unos 35 millones de euros, con asientos de piel, servicio de bar y habitaciones con baño.

También hay que cuidar el amor por los niños. Sean 'Diddy' Combs, famoso por sus megaparties, le organizó una fiesta inolvidable a su hijo Justin en su 16 cumpleaños con mil invitados y actuaciones de Chris Brown, Trey Songz y Juelz Santana. Y le regaló además un deportivo con chófer, valorado en 255.000 € y, un cheque de 7.700 € que el chico donó finalmente a los damnificados de Haití.

David y Vicky no sólo se regalan el uno al otro. Demuestran su generosidad también con sus niños. Cuando Brooklyn cumplió 10 años le regalaron una reproducción del Porsche 550 1500 RS Spyder, de 1995, con motor real: 53.000 €. Y Katie y Tom en las últimas navidades, le compraron a Suri una réplica de un coche de carreras, de 21.000€, y una casita de muñecas de Posh Tots, de 18.000 €. Claro que después del divorcio, Tom le regaló una mansión y un pony en lo que se gastó 10.5 millones de euros. ¿Quién quiere más a su nena?

Para que los niños tengan también espacio donde jugar, los famosos no lo dudan. El caso de Ricky Martin para sus gemelos: un apartamento en NY de 4.5 millones de euros. Y para que dejen dormir a los papis, J Lo lo tenía claro: unas buenas cunas de 28.000€ cada una. Aunque el record lo vuelve a tener Beyoncé, que al año, le regaló a su princesita una Barbie de 60.000€. 


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba