Gente

Las 10 razones por las que las mujeres dejan a su pareja en España

Hace unos días dimos a conocer el decálogo por el que los hombres dejan a las mujeres y hoy le damos la vuelta a la tortilla. Un equipo internacional de investigadores sobre el comportamiento humano ha determinado con la precisión de un rayo láser cuáles son las 10 causas principales por las que, en España, las mujeres abandonan a sus parejas. Haciendo un esfuerzo de síntesis, pero sin renunciar al rigor científico, os las presentamos a continuación, en orden creciente de importancia.

(Gtresonline).
(Gtresonline).

10. Mi pareja no madura

La naturaleza no es tan sabia como afirman en los herbolarios, y la prueba es la cantidad de hombres que llegan a la madurez y la atraviesan entera sin ser rozados por cualquiera de las habilidades prácticas que se relacionan con la vida adulta. Naturalmente, la evolución no habría permitido esta anomalía (que afecta al 20% de los hombres) si no fuera porque hay una proporción semejante de mujeres dispuesta a hacer de madre de su pareja. Pero las leyes de la evolución son tan flexibles como la legislación española con Eurovegas y a menudo uno de aquellos hombres termina siendo la pareja de una mujer que no cae en esta categoría, con nefastas consecuencias. Solución: algunos hombres finalmente maduran en épocas de guerra, epidemias, hambrunas y crisis extremas, por lo que deberías hacer lo posible porque España abandone el Euro, elimine las becas y elija como Presidente de Gobierno a Teddy Bautista.

9. El amor es un juego y alguien tiene que perder

También llamado “síndrome de Abba”, es una causa que sólo ha entrado en la listas de las 10 principales causas de separación en la última década. Afecta sobre todo a jóvenes parejas urbanas muy competitivas que exploran sus relaciones íntimas con el desenfado de un niño con un nido de avispas. Solución: El 52% de estas parejas que se separa se vuelve a juntar años más tarde, así que no nos hemos partido la cabeza buscando una solución.

8. ¿Quién necesita una pareja mientras el WhatsApp sea gratis?

Llegados a cierto punto de la relación, muchas mujeres prefieren compartir sus experiencias con un círculo de 30-50 personas en tiempo real, usando fabulosos iconos y lo último en tecnología de telecomunicaciones, a seguir intentando hablar con un hombre que siempre tiene la cabeza en otra parte. Solución: Intentad averiguar qué hace vuestra pareja por las noches delante del ordenador. Nota: Todos los bulos sobre WhatsApp se han lanzado por hombres desesperados por esta causa de ruptura. Dejadlo ya, por favor, que bastante difícil es estar al día con los mensajes de verdad.

7.Me acostaría con cualquier hombre del trabajo antes que con mi marido

Naturalmente esto no es causa sino consecuencia de otro tipo de problemas, pero el 31% de las mujeres que acababan de separarse y contestaron el cuestionario dijeron literalmente “cuando le di puerta al cabrón aquel me tiré por fin a mi compañero de curro que resultó ser igual de capullo”. Solución: consulta antes con las parejas de tus compañeros para enterarte de su disponibilidad y racionalizar tus expectativas.

6.Fantasías sexuales que dejan de ser virtuales o dejan de ser privadas

El 75% de las mujeres españolas incluye en sus relaciones más íntimas a alguna estrella de cine, compañero de trabajo o incluso a equipos enteros de baloncesto. Este hábito deja de ser inofensivo cuando sale del plano de lo virtual o es verbalizado en el momento menos oportuno. Solución: capítulo 12 de la 6ª sesión de Barrio Sésamo donde explican la diferencia entre lo real y lo virtual. Venganza: el día en que finalmente se haga público que George Clooney es homosexual.

5.Mi novio es un marrano y/o un pervertido

La falta de higiene masculina o sus malos hábitos sexuales son la 5ª causa de ruptura por parte de la mujer en toda Europa menos en Francia. Solución: Los laboratorios Bayern están a sólo un paso de dar con un medicamento que le hace percibir a los hombres su olor corporal tal y como es, y no como creen que es para las mujeres. No hay solución para lo de los pervertidos.

4.Mi hombre no sabe hacer nada

Un 42'3% de las mujeres de más de 35 años piensa que hay exactamente una manera de hacer las cosas dentro de un hogar. Esto proporciona un gran alivio a una buena proporción de los hombres que en realidad no sabe hacer gran cosa si no le dicen cómo, pero es origen de desazón, estrés crónico y finalmente ruptura entre el grupo de los que se figuran que sí lo saben. Solución: Ver juntos la serie entera de MacGyver. Discutir la actitud y procedimientos del protagonista. Explorar formas alternativas para salir de un calabozo marroquí usando un imán y un clip.

3. He descubierto mi lado bollero

Una vez en la vida al menos, un 31% de las mujeres españolas deciden explorar su lado homoerótico y tiran por la calle del medio, en la realidad o en sus fantasías. Esto ocurre como consecuencia de una mala relación de pareja, por un súbito cambio hormonal, como fruto que cae maduro del árbol o sin que nadie sepa por qué al salir del cine de ver una película de Charlize Theron. Solución. Esperar a ver qué pasa.

2.El chico no funciona fuera del edredón

Ya metidos en la segunda década del siglo XXI no es posible seguir ocultando el hecho de que toda una generación de españoles ha estado expuesta a una educación en sexo y relaciones humanas concebida por un equipo de psicólogos de Auswitz para acabar con la moral de los prisioneros. En el concepto original los sujetos eran gaseados de todas formas, pero en España numerosas parejas formadas según el modelo de Gran Hermano pretenden sobrevivir como tales en el mundo real. Normalmente es la mujer la que se da cuenta de que el consumo habitual de metanfetaminas no mejora para nada la situación. Solución: intentad leer juntos una página de un libro sin fotografías durante 15-30 días y escribidnos contando qué pasa.

1. La frase “Eres exactamente igual que tu madre” dicha ante testigos por la futura ex-pareja en medio de una épica discusión trivial

Lo más excepcional no es que ésta sea, de lejos, la principal causa de ruptura de la pareja por parte de las mujeres, sino el hecho de que nunca ha sido posible establecer claramente cuál era la causa de tal discusión (las versiones del hombre y la mujer son siempre distintas e incompatibles). El jefe de redacción de Marabilias nos ha amenazado con el despido inmediato si decíamos una palabra más sobre este asunto sin tener pruebas que avalaran nuestras conclusiones al 100%, de modo que mientras acumulamos las evidencias dejamos aquí el tema. Solución: el Yoga.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba