Estilo

Las prendas y modas fetiche de los políticos

Los políticos están constantemente expuestos a los medios y al ojo público. Se analiza su imagen al detalle y así conocemos cuáles son sus prendas o accesorios fetiche y hasta las tendencias a las que no se resisten. Porque son representantes del pueblo, sí, pero también forman parte de él y como tal se dejan llevar -unos más que otros- por las corrientes estilísticas dominantes. Repasamos el panorama actual y algunos de los más emblemáticos de la historia de la política nacional e internacional. 

Esperanza Aguirre, la candidata a la alcaldía de la capital, no esconde su predilección por los broches. ¿Inspirada por los de la Dama de hierro? Y aunque otras compañeras de partido también los utilizan, -Soraya Sáenz de Santamaría, Ana Botella y María Dolores de Cospedal, entre ellas-, la presidenta del PP de Madrid es, sin duda, la reina de este accesorio que suele llamar demasiado la atención en sus looks. En forma de flor, geométrico, de mariquita, de flor, de sol, de estrella de mar, de libélula, de zapato, de hombre remando…

La chaqueta de Merkel. Imaginemos el arcoíris, así debe ser el armario de la alemana. Decenas de blazers idénticas colgadas por orden cromático, la mayoría son de la diseñadora Bettina Schoenbach, que la viste desde 2005 y le cobra 750 € por una. A la canciller le resulta cómodo y efectivo su look de chaqueta con solapas, 3 o 4 botones y falsos bolsillos, pantalón y camisa y lo explota hasta la saciedad.

Las gafas de sol fueron el complemento estrella del presidente JFK.

Las gafas de sol de JFK. El presidente más estiloso de los EE.UU. las llevaba en momentos privados pero también como parte de su look en eventos políticos. Romper la sobriedad del traje de chaqueta con las gafas de sol era su fetiche. No era fiel a un solo modelo aunque entre sus preferidos estaba el reconocido estilo Wayfarer en carey, de Rayban, Universal Optical y Titmus Cabana, también llevó las de estilo aviador.

El pañuelo palestino y Sánchez Gordillo, el alcalde de Marinaleda y líder de CUT (Candidatura Unitaria de Trabajadores). Parece difícil imaginar al controvertido político sin uno de estos pañuelos en colores como rojo, verde, negro, morado… Sin embargo, la kufiya o hatta (como se conoce al tradicional pañuelo palestino) fue el símbolo que Yasser Arafat lució cubriendo su cabeza por todo el mundo.

De Margaret Thatcher, la que fuera primera ministra de Reino Unido durante 11 años, es imposible elegir una sola prenda fetiche porque su look, que repetía sin cesar, se ha convertido en icono en sí. El emblemático y sobrio traje de chaqueta y falda (al principio de modistos anónimos, más tarde de marcas como Aquascutum y Jean Mui, el color azul -de su partido conservador-, los collares y pendientes de perlas y el bolso con asas cortas (de Launer London, Asprey y Ferragamo, entre otras firmas).

La historia de un sombrero de nacionalidad equivocada. El sombrero de paja toquilla o jipijapa de Ecuador fue la elección del presidente de EE.UU. durante la histórica inauguración del Canal de Panamá en 1914. El mismo sombrero que habían utilizado los miles de obreros del canal para trabajar durante horas bajo el sol. Esa decisión de Roosevelt convirtió al histórico sombrero de origen prehispánico -erróneamente llamado como Panamá a partir de aquel día- en objeto de deseo de la burguesía de la época, aunque su uso llega hasta nuestros días para todos los bolsillos por su amplio abanico de precios. Este emblemático sombrero entró en 2012 en la lista del Patrimonio Cultural Inmaterialde la Unesco por su elaboración manual transmitida de generación en generación. 

Cuestión de modas

Los tatuajes deCristina Cifuentes. La delegada del gobierno de Madrid y también candidata a la alcaldía es una enamorada de los tatuajes, tiene cinco y los que están visibles, no los oculta. Unas letras chinas en la muñeca, un sol en el tobillo, un tribal, una rosa y una estrella.

La chaqueta de pana del Congreso de Suresnes. Felipe González y Alfonso Guerra lucían con orgullo en los setenta, y sorprendentemente en todas las épocas del año, la prenda de este económico material sobre camisas de franela y estampado de cuadros. Aunque el look del líder socialista evolucionó (con el paso de los años, las modas y sus ideas), ese look ha quedado para el recuerdo. Como a Pablo Iglesias y su armario del Alcampo, a González y Guerra también le cayeron entonces fuertes críticas de la oposición a su indumentaria.

Las gafas de Duran i Lleida. El líder de UDC fue pionero al llevar sus gafas de vista rojas al Parlamento hace ya más de 7 años. Aunque estas son sus favoritas, también luce el mismo modelo de montura metálica superior y parte inferior al aire en celeste, naranja y negro. Desde entonces otros muchos se han apuntado al toque original del look gracias a las gafas: Ignacio González, Soraya Rodríguez, Elena Valenciano y María Dolores de Cospedal


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba