Estilo

El primer Simca cumple 80 años

Los primeros Simca llegaron bajo licencia Fiat y fueron fabricados en Francia en 1934, evitando así la marca italiana pagar tasas de importación. Con el tiempo, se convirtió en una marca independiente que, a España, llegaría en 1966 de la mano de Eduardo Barreiros, uno de los personajes más relevantes en el desarrollo de la industria del automóvil en nuestro país.

Era algo habitual en la época construir coches de fabricantes extranjeros bajo licencia evitando así el pago de las tasas de importación que tanto encarecía el producto final. Y como en otros casos, lo que se inició como una empresa de importación acabo derivando en una fábrica propia. Es, como otros tantos, el caso de Simca, creada por Henri Téodore Pigozzi, un italiano afincado en Francia que tuvo la idea de comercializar turismos de Fiat en aquel país. Lo más sencillo, crear una nueva marca, Simca, y fabricar allí con licencia de la propia marca italiana sus mismos modelos. Fue en 1934 cuando comenzó la andadura de una marca que, con el tiempo, acabaría por convertirse en fabricante independiente.

El Simca 1000 fue el primer Simca fabricado en España, un modelo que cuajó con éxito en nuestro mercado

Tras cuatro años fabricando en Francia con licencia Fiat, a partir de 1938 los Simca-Fiat empiezan a denominarse simplemente Simca, aunque siempre como modelos diseñados y desarrollados por la propia marca italiana. Pero en 1951, Simca se lanza a la fabricación de modelos propios, poniendo en el mercado el modelo Aronde, antecesor de uno de los modelos más conocidos y exitosos de la marca, el Simca 1000.

En 1958 los ingenieros de Simca iniciaron el desarrollo de un nuevo turismo que debía configurarse como un sedán de cuatro puertas y maletero. Así, nació el Simca 1000, un turismo que medía casi 3,8 metros de longitud y 1,47 de anchura, con un peso que apenas superaba los 700 kilos. Fue presentado en 1961 y se mantuvo en producción durante nada menos que 17 años, vendiéndose cerca de dos millones de unidades.

A España tardaría algo más en llegar, y fue en 1966 gracias a Eduardo Barreiros, que comenzó a fabricarlo en la planta de Villaverde, donde llegaron a producirse más de 200.000 unidades en los casi 11 años que estuvo en producción. Le acompañarían en su andadura comercial en nuestro país los también fabricados en Villaverde Simca 900 y el 1200 a partir de 1969.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba