Destinos

Duns castle, el poder de la tradición

La llegada al castillo de Duns es brillante. Un césped tan bien cortado que parece artificial. Un cierto sabor añejo se saborea en este lugar como en pocos sitios, más aún cuando se conoce personalmente a Mr. and Mrs. Hay. Siempre se agradece que sean ellos los que reciban a las puertas del edificio y den la bienvenida personalmente a los invitados. ¿Es un hotel? Sí, pero ante todo es una casa.  

Este castillo guarda con celo su historia. La mayor parte de la edificación fue construida en el siglo XIV en torno a una torre defensiva regalada por el primer rey de Escocia, Robert Bruce, al Conde de Moray y aunque pasaron las décadas y distintos avatares bélicos, el edificio mantuvo el aire altivo que le da un carácter muy especial. Estamos en un castillo que fue cuartel de las tropas escocesas que batallaron contra el rey Carlos  I.

Mr. Hay está orgulloso de que su familia comprase este castillo en 1696. Durante los últimos cuatro siglos el nombre de Duns está íntimamente ligado al de la familia Hay, que ha sabido embellecer el edificio hasta límites insospechados, “con un indudable esfuerzo económico, porque aquí no tiramos el dinero.” 

No se podía esperar otra cosa de un buen escocés, pero en las reformas del edificio se han gastado buenos dineros. Valga como ejemplo el toque gótico que dieron a principios del siglo XIX a los exteriores del castillo.

Cada sala tiene un encanto especial. Unos ventanales con arcos ojivales sirven de antesala a la ‘Drawing-Room’, donde se puede leer tranquilamente el periódico mientras se toma un whisky. Cuadros de gran valor, muchos de los cuales retratan a los antepasados de la familia, muebles antiguos y trofeos de caza sirven como elementos decorativos, pero sin recargar los espacios comunes.

El salón principal es una fabulosa sala recubierta con madera de ébano. Por lo general es el lugar escogido para  cenar con los clientes e invitados. Hoy el menú está a la altura del edificio, que incluye una crema de bacalao, un salteado de cervatillo y un delicioso postre de moras. Mientras hablamos de la caza y el golf, las grandes aficiones del dueño, la chimenea calienta el ambiente.

Las maderas de los dormitorios crujen con nuestros pasos, pero el lugar merece la pena. Una mezcla especial entre moderno y tradicional. A pesar de tener baño propio, junto a la cama tienen un lavabo y una palangana a la antigua usanza. Llegada la hora del sueño, el silencio es lo único que se oye por la noche, aunque hay quien dice que por el castillo vaga el fantasma de un soldado escocés que combatió contra los ingleses.

FICHA

Categoría: hotel

Nombre: Duns Castle

Dirección: Duns

Código postal: TD11 3NW

Ubicación: Condado de Berwickshire, Escocia, Reino Unido

Teléfono: +44 1361 883211

Web:www.dunscastle.co.uk

Precio: desde 210 euros


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba