Cultura

El Rey nunca muere: se publican las Stax Sessions de Elvis Presley

Existen acontecimientos pretéritos en los que quién más quién menos recuerda perfectamente dónde se encontraba, qué estaba haciendo exactamente cuando sucedieron o al menos cuando se enteró de la noticia. Son efemérides que marcan el devenir de la historia y que convierten el hecho noticioso en algo a recordar.

Cuando un agosto de hace 36 años la radio daba la noticia de la muerte de El Rey, la mente de un preadolescente intuía que ahí había un hecho luctuoso de trascendencia cultural. Porque no se hablaba de un rey perteneciente a una dinastía monárquica. Se había ido el Rey del rock, Elvis Presley.

Desde entonces, los meses de agosto siempre son propicios para noticias relacionadas con el creador nacido en Tupelo y que dio visibilidad mundial a una manera nueva de entender la música, el baile y las aspiraciones de millones de jóvenes en todo el mundo. Y este año no iba a ser menos. Durante este mes de agosto se ha puesto a la venta “Elvis at Stax” en diferentes formatos, una caja que recoge en tres compactos las grabaciones que realizó Elvis Presley  durante dos sesiones en 1973 en los míticos estudios Stax de Memphis. Muchas de estas canciones habían ido apareciendo en diversas ediciones y grabaciones piratas, pero no habían sido publicadas en su totalidad como una obra en sí mismas.

Un mito musical a pesar de su imagen final

Alejada de la imagen habitual que tenemos de Elvis en sus últimos años, ya como cantante de salón en numerosos escenarios de la ciudad de Las Vegas, su música y su voz todavía conservaban la fuerza y el genio que le hicieron famoso. Era su imagen pública la que iba deteriorándose, mientras la musical ha recibido un reconocimiento crítico en los últimos años, una especie de revisión que aumenta su grandeza, más escorada hacia la música country y de raíces negras. Es ahí donde enmarcar las sesiones de la Stax, sello histórico en la historia de la música soul y rhythm & blues, en el que grabaron numerosas estrellas, tal vez la más conocida el gran Otis Redding. En estas sesiones, Elvis Presley se hace acompañar por parte de su banda habitual y por los músicos de sesión del propio sello, entre ellos Donald Duck Dunn, Al Jackson Jr. y Bobby Manuel, es decir, la columna vertebral de Booker T. & The M.G.’s, la banda oficial del estudio.

Una prueba más, por si fuera necesaria, de que Elvis reinó en el rock&roll, pero extendió su maestría a terrenos adyacentes como el soul, el rhythm & blues, el pop, el country, sin olvidar los clásicos estándares americanos. Sí, era El Rey.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba