Cultura

Vuelve ‘el rollo’: Chapa Discos reedita tras 40 años

Si hablamos de la transición española, de la llegada de la democracia, del final de la década de los setenta y el comienzo de los ochenta y unimos a esta época la expresión música popular, la mayoría pensará inmediatamente en lo que se dio en llamar La Movida, trasunto español de lo que en medio mundo acontecía como Nueva Ola. Al fin y al cabo, la llegada del punk había supuesto una auténtica revolución en los caminos por los que los últimos años había transcurrido el mundo del rock. Pero en España no todo fue la Movida. Y si no, que se lo digan a la gente de Chapa Discos.

Coincidiendo con el 40 aniversario de la creación de la compañía Chapa Discos, Sony va a reeditar buena parte del catálogo de la misma en formato vinilo. Y guste o no, esto supone el volver a escuchar algunos de los nombres más importantes en el rock de ascendencia urbana o en el heavy metal primitivo español, aquel que comenzaba a desperezarse coincidiendo con la muerte de Franco y la llegada de los primeros vientos de libertad. Así, bandas como Asfalto, Bloque, Leño, Topo o Cucharada compartirán reedición con clásicos del rock duro como Barón Rojo u Obús, con argentinos que trasladaron el rock’n’roll o el sonido Stones a estas tierras, como Moris o Tequila, con amantes del rhythm & blues como Mermelada, e incluso con células seminales de la posterior movida, como Kaka de Luxe. Al menos, estos son los primeros nombres cuyas reediciones se han anunciado. Pero no eran los únicos.

Una escudería primitiva

La escudería Chapa había extendido sus tentáculos como primitivo sello independiente, aun siendo parte de la compañía Zafiro, y por sus filas pasaron otros nombres como Coz, Ñu, Mediterráneo, Tapiman, Sobredosis, Panzer, Mezquita, Paraíso, Los Elegantes… Como podemos observar, la mayoría provenían de los sectores más clásicos del rock, desde el progresivo o sinfónico al rock duro o aquel que trataba de reflejar la vida en los barrios obreros del extrarradio de las grandes ciudades, aunque en un principio también picoteó entre quienes posteriormente conformarían la nueva música española, más cercana al pop, que lo arrasó todo. Obviamente, estos grupos fueron poco comprendidos y valorados dentro de la casa.

Pero ¿cómo había nacido Chapa Discos? El elemento central, el aglutinador y una de las personas clave en el desarrollo de un determinado tipo de rock a principios de la transición fue Vicente Romero, más conocido como ‘Mariskal’ Romero. Pionero en radio y prensa musical escrita, podríamos definirle como periodista, músico, productor, empresario, showman, o, de una manera más genérica, dinamizador de una escena que por entonces estaba prácticamente comenzando. Es decir, una de esas personas necesarias entre bambalinas para asentar una estructura al servicio de un movimiento cultural.

Suyos fueron en 1975 los primeros recopilatorios que bajo el nombre genérico de Viva el Rollo se publicaron en Gong, subsello de Movieplay. Ahí estaba ya todo lo que después conformaría Chapa Discos. Así que ésta asumió incluso el grito de guerra, convirtiendo Viva el Rollo en todo un apelativo para una manera de entender la música y el rock.

Es evidente que la calidad de muchos de sus trabajos deja bastante que desear, ya sea por el sonido, las grabaciones chapuceras, una imaginería bastante cutre, pero no podemos obviar que eran hijos de un tiempo en que la música rock comenzaba a despertar del sopor de la dictadura con más ganas que medios. Y que guste o no, Chapa Discos forma parte de una época, por pequeña que fuera, del renacer musical español.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba