Cultura

El Photoshop del franquismo

Un libro reúne cientos de ejemplos de cómo los censores retocaron más de un escote o una fañda muy corta en los posters de cine.

Escotes muy generosos que se convirtieron en hábitos; una falda muy corta que apareció larga; una espalda desnuda a la que le creció una camiseta. Durante el franquismo, los censores se hincharon a modificar las siluetas de los carteles de cine.  Llopis, coleccionista cinematográfico, ha recopilado algunos de los ejemplos más sifnificativos enLa censura franquista en el cartel de cine. Publicado por Notorius hace menos de un mes, el volumen ya va por su segunda edición.

Ideas políticas, religión y sobre todo sexo, nada que pudiera alterar la moral y el orden establecidos escapaba al control de los censores, que devolvían los carteles a los artistas para retocarlos una y otra vez. Los escotes y piernas de Marilyn Monroe, Sophia Loren, Ava Gardner, Lana Turner y otras divas fueron las principales víctimas de esa persecución implacable.

Así, al palabra de honor de Rita Hayworth en una imagen promocional de Gilda le aparecen mangas por arte de magia; las más sensuales de las chicas Bond de "Desde Rusia con amor" directamente desaparecían del cartel y Sara Montiel se queda abrazando el vacío en La mujer perdida al borrarse el cuerpo de Giancarlo del Duca.

La abertura del vestido de Anita Ekberg en La Dolce Vita fue considerada demasiado atrevida y aparece disimulada en unos programas de mano que nunca llegaron a distribuirse, ya que la censura optó directamente por prohibir la película.

Y algo parecido sucedió con El eterno pretendiente de Cary Grant: los programas se destruyeron porque el título les pareció inadmisible. Otras veces eran las estrellas las censuradas, cuando el régimen estimaba que se habían posicionado en su contra. Así, Charles Chaplin aparece sin cabeza y rotulado como Carlitos en los carteles de La sal y salero.

Pero el recato se extendía más allá y llegaba a las páginas de información.Esta imagen de Sara Montiel ilustraba una información sobre la visita de la actriz manchega a la Mostra de Venecia en 1958. A la izquierda se ve tal y como apareció en la revista turca Hayat; a la derecha, como apareció en la española Primer plano. Nótese el escote.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba