Cultura

Calvin y Hobbes llegan al cine

Es una de las tiras cómicas que más éxito han tenido en las últimas décadas: las aventuras del pequeño Calvin con su tigre de peluche Hobbes han marcado ya a varias generaciones de niños y no tan niños. La historia de este cómic llegará en noviembre a los cines en forma de documental narrando la historia de su creación por parte del ilustrador Bill Watterson.

Calvin y Hobbes llegan al cine
Calvin y Hobbes llegan al cine

Será el 15 de noviembre cuando Dear Mr Waterson (An Exploration of Calvin and Hobbes) llegue a los cines estadounidenses. El documental, financiado en gran parte gracias a una campaña de crowdfunding a través de Kickstarter que recaudó más de 120.000 dólares (algo más de 90.000 euros), explora el proceso de creación y la gran influencia e impacto que esta tira cómica tuvo -y sigue teniendo- entre tantos lectores. Al final de este artículo puedes ver el tráiler del filme.

Entre los participantes en el documental hay nombres destacados de la ilustración y la animación actuales como Seth Green, responsble entre otras series de Robot Chicken y voz de Peter Griffin Padre de familia. Dirigida por Joel Allen Schroeder, la obra ya ha tenido su premiere americana, celebrada en el festival internacional de cine de Cleveland. Tras este primer pase, los productores han logrado obtener la necesaria distribución, tal y como informa Variety. De este modo verá la luz una película que ha supuesto varios años de trabajo.

Un comic legendario

Las viñetas de Calvin y Hobbes se publicaron en periódicos de todo el mundo entre 1985 y 1995. Desde entonces su autor, que vive una plácida vida alejado de los focos en su casa a las afueras de la ciudad de Cleveland, ha rechazado sistemáticamente la posibilidad de cualquier recuperación de los personajes para una película y las licencias de uso que ha otorgado para la fabricación de objetos de merchandising han sido escasas, cuando no prácticamente nulas. Hay que tener en cuenta que antes de dedicarse a la ilustración, Watterson había trabajado en el mundo de la publicidad sin demasiada ilusión por ello.

Las viñetas de Calvin y Hobbes contaban la historia de un niño de seis años y sus aventuras y desventuras cotidianas junto a su tigre de peluche, que cobra vida ante sus ojos. En ellas se sucedían alocados juegos en el jardín o en la habitación, discusiones con sus padres, imaginarios viajes espaciales, peleas con su vecina Susie, miedos ante el matón del colegio… Las historias dejaban entrever que Calvin no era un niño normal: sus reflexiones sobre la amistad, la vida, la política o la cultura gozaban de una profundidad que no es la que se espera de un pequeño de seis años. No en vano, se dice que el nombre del personaje estaba inspirado en el teólogo Juan Calvino y que el de su tigre Hobbes no era más que un homenaje al filósofo británico Thomas Hobbes. Ahora una nueva generación tendrá la oportunidad de descubrir por qué Calvin siempre decía que "los fines de semana no cuentan a menos que inviertas tu tiempo haciendo algo que carezca completamente de sentido".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba