Cuídate

7 trucos para cuidar la piel joven

El revuelo hormonal y los complejos hacen de este periodo una etapa complicada en la que debemos prestar atención a los cuidados de la epidermis para luchar contra el acné.

Piel adolescente
Piel adolescente

El acné, las manchas y los puntos negros son nuestros peores enemigos en la etapa adolescente, un periodo en el que nuestro cuerpo no deja de sufrir cambios. El revuelo hormonal se junta con los complejos que surgen a raíz de este tipo de problemas dermatológicos, por eso es importante recurrir desde bien temprano a una rutina beauty adecuada a este rango de edad:

1. Evitar los ingredientes ásperos: compuestos como el retinol o los ácidos AHA podrían reducir la barrera protectora de la epidermis agravando los casos de piel sensible. Lo más indicado es utilizar una crema hidratante de día que sea suave y que contenga con protección solar, así como un limpiador (también suave) para usarlo dos veces al día.

2. Régimen anti-acné: la aparición del acné y los puntos negros es el problema dermatológico más común entre adolescentes debido a la producción de hormonas andrógenas, que a su vez estimulan la producción de sebo. Para reducirlo, hay que recurrir a productos a base de ácido salicílico, vitamina A, tretinoína, isotretinoína y adapaleno.

3. ¡Cuidado con los antibióticos tópicos! Aunque en los casos más graves de acné son necesarios hay que ser precavidos con sus efectos, que pueden ocasionar desde irritación en la piel hasta manchas en la ropa, en las toallas o en las sábanas.

4. Evitar tocarse los granos: además de generar más grasa en la lesión cutánea, explotar los granitos o manipularlos suele dejar cicatrices o marcas antiestéticas y muy difíciles de eliminar.

5. Prescindir del flequillo: decantarse por el flequillo recto o a un lado puede no ser una buena idea si se sufre de tendencia acnéica, al igual que llevar el pelo sobre la cara. Es mejor llevarlo recogido y dejar el rostro al aire para no perjudicar a las lesiones.

6. Exfoliación semanal: recurrir a un gel exfoliante una vez por semana puede ser una buena opción para combatir contra las zonas más grasas del rostro. Acto seguido puedes utilizar una mascarilla hidratante o nutritiva.

7. No abusar de los lácteos: éstos elevan los niveles de insulina y otras hormonas que fortalecen la secreción de andrógenos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba