Macro Matters

¿Un Putin español?

Existe una vieja costumbre de los acuartelamientos anglosajones consistente en poner la bandera al revés a fin de que pueda verse desde la distancia que están en serios aprietos y, cuando veo las ceremonias oficiales de nuestro país, uno casi echa de menos que no se haga lo mismo ante esa especie de hispanofobia de los nacionalistas y sus siervos “progresistas” que impide se atiendan temas acuciantes. En esa situación, empieza a ser común escuchar expresiones del tipo “aquí lo que hace falta es un Putin”; así que hoy repasaremos el personaje, a ver qué puede enseñarnos.

Lo cierto es que el patrón histórico en los cambios de Ciclo Generacional es ese: la aparición de liderazgos enérgicos

Un hombre fuerte

Más allá de las bromas que se puedan hacer sobre quienes ansían un “hombre fuerte”, lo cierto es que el patrón histórico en los cambios de Ciclo Generacional es ese: la aparición de liderazgos enérgicos y, dependiendo de lo catastrófico del derrumbamiento del orden previo, más duros son dichos liderazgos y algunos ejemplos vimos al analizar “La crisis generacional española”.

Ellos lideran una generación que cambia el orden cívico establecido, que puede incluir el orden político si este es claramente disfuncional, como es nuestro caso y no me refiero solo al llamado “Régimen de la Transición”, pues eso sería limitarse a los mismos esquemas disfuncionales que promueven el apaño actual (nuevos partidos, etc.), y solo alargan y empeoran nuestra crisis generacional.

¿Generación martillo?

Quienes enfocan mal estos temas creen que Putin busca resucitar la Unión Soviética o, normalmente nacionalistas pigmeos, que es simplemente un nacionalista ruso. Pues no, ese orden anti-cristiano está superado allí y Putin tiene clarísimo que dicho experimento social ha destruido su demografía de forma casi irrecuperable; como aquí, pero antes. Sin embargo, los nuestros ahí siguen con monotema, hasta que nos llegue la ruptura del Ciclo Generacional, de la que hemos tenido bastantes avisos, todos ignorados.

A Putin, Rusia y Ucrania hemos dedicado sus análisis (ver enlaces) y solo recordaré que cuando Putin toma el poder, la tercera Roma se hundía en el mayor de los desastres. Rusia, siempre chocando con Occidente y el Islam, y sus ciudadanos, dentro y fuera, estaban en situación de emergencia nacional y no había espacio para tonterías; así, tan pronto pudo, machacó al nacionalismo checheno, dominó a los oligarcas (un caso de muchos), padecieron atentados de todo tipo y aparecieron, dentro y fuera, periodistas y opositores perseguidos o asesinados, más un largo etcétera bastante violento.

¿Es qué acaso quieren guerra?

En esto siempre hay quien no pilla el mensaje y en Occidente se empezaron a violar los acuerdos con Gorbachov; entonces Putin se pone muy agresivo, pasando incluso a (¿presuntamente?) intoxicar a Sarkozy o a “tirarle” el perro a Merkel, con la que ha tenido momentos de extremísima tensión que no necesitan traducción. Y aún así no pillan el mensaje. Ante las acciones de Occidente y mientras Rusia se moderniza, ha montando alternativas geoestratégicas propias y, no por casualidad, clasifica por tercera vez primero en el poder mundial.

En vez de aproximársele y, “pero hombre, Vladimiro, porqué estás tan agresivo”, pues no, tras lo de Georgia van y la montan en Ucrania, que parece que se creyeron los mapas nacionalistas de Brest-Litovsk (para eso mandaron a Lenin); ya saben, cuando los nacionalistas se ponen a hacer mapas se quedan solos. Respuesta: una guerra híbrida de libro en Ucrania, como bien señala Phillip Karber de la Fundación Potomak, que no fue a más porque le pillaron distraído, pero tomó nota. Putin es una personalidad compleja, pero no tanto.

Lo de Siria ha sido otra lección. Si no se deja quitar Crimea y su base, pues en Tartus lo “mismo” y esta vez ha tenido más tiempo para actuar

Lo de Siria ha sido otra lección. Si no se deja quitar Crimea y su base, pues en Tartus lo “mismo” y esta vez ha tenido más tiempo para actuar, recopilando inteligencia de objetivos, esperando a la comparecencia en la ONU, con uso de la propaganda, enseñado la modernización que ha hecho y vendiendo el segundo complejo industrial militar del mundo, “GPS” y ataque naval desde el Mar Caspio incluido (mensaje a Turquía - sin  la que no llegarían emigrantes, por cierto); ya de paso se promociona a los rusos en el espacio, la obra civil en la reunificada Crimea y, de relax, deporte en Sochi y más misiles, por si alguien sigue sin pillar el mensaje.

Luego llegó su “11M” desde Egipto. ¿Recuerdan que antes “alguien” derribó otro avión en Ucrania? ¿Acaso se están mandando mensajes? ¿A qué viene la escalada de la que habla “zerohedge”? No sabemos, pero mejor mantenerse al margen. Por otro lado, el horizonte de Putin está libre pues la generación que destruirá su orden, la de la próxima crisis generacional, aún no ha nacido.

¿Rusia como imperio ortodoxo?

A diferencia de los imperios históricos de España, Holanda, Francia e Inglaterra, Rusia tiene el imperio dentro y, como Roma, si no lo defiende, entra en deconstrucción y lo que observamos en Rusia (como en Turquía, donde la Era laicista y nacionalista de Ataturk ya está casi muerta) es la Historia que vuele por sus fueros. En ese sentido, Putin me recuerda a los emperadores regeneradores que analicé para Las Eras de Hispania, previos a Bizancio, madre de Rusia, con su Senado dócil, como en Rusia, y cuyo impulso moría con ellos, pues carecían de la capacidad de generar buenos liderazgos como en los tiempos “republicanos”.

Putin, al que muchos medio en broma medio en serio ven como emperador, tiene unos quince años para evitar que su impulso muera con él. Lamentablemente, el Cristianismo, que allí hoy es capital, salvo en el caso de William Penn, no ha intentado compatibilizar su credo con la Democracia, de forma que el Cuerpo Místico de Cristo (no se rían) participe del gobierno democrático de un Mundo cuyo “reino” no es el suyo. Así que, poco se puede esperar de la Iglesia ortodoxa rusa en crear un orden que soporte bien los ciclos generacionales.

En Occidente se intentó la Democracia Cristiana (que conozco desde la infancia) pero resultó en oligarquía anticristiana, y si no piensen en Italia, o PNV, CiU y Pujol, niño mimado de Montserrat, con sus frutos de extensión de la mentira, el odio al prójimo y la corrupción galopante. Aún así, será interesante ver qué pasará en temas religiosos en Rusia y Occidente cuando las cosas empeoren.

Es el signo de los tiempos, hasta que algo rompa la rutina; mientras, a generar deuda pública, a chupar del QE del BCE

El Putin español

Siendo cierto que lo peor de nuestra crisis no ha llegado, si nuestro país pasara por un colapso de su estado, un golpe de estado con ruptura territorial y monetaria, con su hiperinflación, más una guerra contra un ejército terrorista hispanófobo, con emigración masiva y muertes por hambre y frío de pobres y pensionistas, con una corrupción rampante más un sinnúmero de calamidades, entonces sí tendríamos un Putin español, que no sería, desde luego, ningún blandiblú de los “primeras” filas actuales, incluido S.M. el Rey.

Ese escenario extremo es, hoy por hoy, poco probable, entre otras cosas porque a Podemos se le ha visto el plumero y mi enfoque siempre ha sido otro, más gradual, civilizado y progresivo. Lo que tenemos es fantasía fiscal y territorial tras 300 años (tres Eras o ciclos generacionales) de mimar dos (tres) territorios, más la oportunidad de pasar este trance resolviendo ese error y otros por la vía de la representación de los electores, enterrando la partitocracia, y así lo expliqué al analizar el papel de “La Monarquía Hispánica en la crisis institucional actual”; lamentablemente, se sigue prefiriendo analistas con pedigrí típicos del espíritu de una Era que ya muere y muy del gusto de “la casta”, aunque ni sepan lo que es un ciclo y pongan las cosas peor. Es el signo de los tiempos, hasta que algo rompa la rutina; mientras, a generar deuda pública, a chupar del QE del BCE y que viva “la casta”.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba