La tribuna de Gabriela Bustelo

El último genio español

En junio de este año el prestigioso índice Bloomberg anunciaba que Amancio Ortega se ha convertido en el segundo hombre más rico del planeta. Tras rebasar a Warren Buffet, el fundador de Zara solo tiene por delante a Bill Gates en el Top Ten de los millonarios mundiales. Una subida del 8% en las ventas de la cadena Inditex, una mejora en los beneficios, el dividendo de las acciones y la revalorización de los títulos habrían incrementado la fortuna del millonario español un 17%, hasta alcanzar una cifra estimada de 64.000 millones de euros. Hace apenas un lustro Amancio Ortega aparecía en la mitad inferior de la lista de Los Diez, lo cual hace pensar que pueda acabar superando los 76.150 millones de euros que hoy se le adjudican al magnate informático Bill Gates. 

En

Sexo en Nueva York y en Harry Potter la actriz estadounidense Sarah Jessica Parker y la británica Hermione Granger llevan ropa de Zara

Zaristas internacionales

En Sexo en Nueva York y en Harry Potter la actriz estadounidense Sarah Jessica Parker y la británica Hermione Granger llevan ropa de Zara. Entre los entusiastas de la ropa de Zara están las princesas Victoria y Magdalena de Suecia, la reina Letizia, Kate Middleton, Penélope Cruz, Kate Moss, Victoria Beckham, Paris Hilton, Liz Hurley, Kylie Minogue, Eva Longoria, Justin Bieber, Diane Kruger y Kim Kardashian. La página Facebook de Zara tiene 24 millones de seguidores, lo que la convierte en una de las páginas más famosas del mundo.

Una tienda al día

En el mundo son legión las mujeres anónimas que visten de Zara. El emporio español tiene tiendas en las calles más transitadas de Europa, Estados Unidos, Japón, Rusia, China y Arabia Saudí, pero también en la exclusiva plaza Beaumarchais de Montecarlo y en la elegante Rue de Rivoli en París. Pablo Isla, presidente de Inditex, explicaba recientemente que el grupo abre más de una tienda al día ‒con sus marcas Pull&Bear, Massimo Dutti, Bershka, Stradivarius, Oysho, Üterque y Zara Home‒, sumando 6.500 tiendas en los cinco continentes del mundo.

A los 12 años el niño Amancio entró de la mano de su madre en un pequeño colmado de La Coruña y oyó al tendero decir que no podía seguir fiando dinero a la familia

El detonante del emporio

Gracias a Amancio Ortega las mujeres del mundo entero visten bien por poco dinero, pero ninguna de ellas sabe quién es el hombre que les ha cambiado la vida en las últimas décadas. Para responder a esa pregunta debemos remontarnos a la década de 1940. A los 12 años el niño Amancio entró de la mano de su madre en un pequeño colmado de La Coruña y oyó al tendero decir que no podía seguir fiando dinero a la familia. “Esa historia me marcó de forma definitiva”, recuerda. ¡Y tanto! No sabemos qué pudo pasar por esa cabeza infantil, pero 67 años después Amancio Ortega es el segundo hombre más rico del planeta.

“No vendemos sueños”

Haber empezado a trabajar en el sector de la moda a los 14 años –como repartidor de camisas– le aporta una experiencia única, pero es indudable que Amancio Ortega ha sido un visionario adelantado a su época y su país. Tengamos en cuenta que el creador de Zara se incorporó como empresario al sector de la moda en los años sesenta, cuando las españolas –que iban a misa con mantilla y velo– eran muy remilgadas en sus costumbres y vestimenta. Este fue el caldo de cultivo en que Ortega concibió su rompedora cultura de la moda, que él resume así: “Lo nuestro es la mujer real, el público real. No vendemos sueños”. Su fórmula mágica democratiza la necesidad femenina de estar atractiva, haciéndola posible a gran escala por un precio sensato. 

Cuando uno de sus 350 diseñadores anónimos tiene una idea, bastan dos semanas para que la prenda acabada llegue a los puntos de venta

La cadena más apabullante

Cuando los diseñadores de moda aseguran que Zara no aporta nada nuevo, hay que explicarles que se trata de una cultura con un modelo de negocio rompedor. No en vano Daniel Piette, miembro del comité ejecutivo de Louis Vuitton, ha descrito Zara como “la cadena minorista más innovadora y apabullante del mundo”. Cuando uno de sus 350 diseñadores anónimos tiene una idea, bastan dos semanas para que la prenda acabada llegue a los puntos de venta. Esta asombrosa flexibilidad permite sacar al mercado colecciones encadenadas una tras otra, siempre con precios competitivos. El cliente sabe que si algo le gusta y no lo compra en ese momento, es probable que se quede sin ello. 

¿Un nerd español?

¿Y cómo es un día en la vida de Amancio Ortega? Mal que pese a quienes buscan el morbo tras la fortuna, el creador de Zara es un hombre extraordinariamente poco complicado, con una vida tranquila y familiar. “Lo importante en la vida es lo simple”, explica. “Si tienes la suerte de saberlo, eres feliz”. ¡Ay!, si eso que él sabe fuese tan simple, debería tener ya una legión de imitadores con empresas revolucionarias como la suya. Ortega comparte con Bill Gates el hecho de no haber terminado sus estudios y tiene en común con los nerds estadounidenses de Silicon Valley el comienzo de su emporio en un modesto garaje. (Mi colega de Vozpópuli Javier Benegas se queja de que “en España crear una empresa en un garaje vulnera tantas leyes que te juegas la cadena perpetua”.) ¿Es Amancio Ortega el último genio español? En la segunda década del siglo XXI, no hay candidatos a superarle.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba