OPINIÓN

¿Podemos reírnos de ETA ya?

Los protagonistas del film no se nos presentan como gente divertida sino grotesca. Porque el terrorismo vasco siempre lo fue y hubiese movido a risa si no hubiera creado tanto dolor y tanto miedo.

¿Podemos reírnos de ETA ya?
¿Podemos reírnos de ETA ya? Netflix

El próximo viernes hará seis años del día en que fui a visitar a un amigo al hospital de Cruces, donde se recuperaba de un accidente. Estábamos en la habitación cuando se emitió la declaración del fin de ETA. Tres encapuchados con boina anunciaban el final de la página más repugnante de la historia de País Vasco.

Para no molestar a los enfermos, las televisiones del hospital tienen el sonido desactivado y únicamente pueden escucharse mediante unos pequeños auriculares dispuestos en la cabecera de la cama con un cablecito bien corto, del tamaño justo para que el enfermo pueda colocárselos.

Salí, saludé a sus escoltas, que vigilaban en el pasillo del hospital, y fui a mi casa a seguir viendo las noticias

Allí estuvimos el convaleciente y yo, compartiendo los minicasquitos, inclinados uno contra el otro, con las cabezas inevitablemente pegadas, en silencio y escuchando por un solo oído cada uno la declaración de que la pesadilla terminaba. Después de tantos años esperándola, la noticia deseada nos pilló a ambos en una situación perfectamente ridícula. Supongo que estábamos de foto. Finalmente nos felicitamos mutuamente con una sonrisa de alivio, alegría y algo de tristeza, una sonrisa ajena a la escena cómica que habíamos protagonizado juntos. Salí, saludé a sus escoltas, que vigilaban en el pasillo del hospital, y fui a mi casa a seguir viendo las noticias.

El sábado pasado viendo el estreno de “Fe de etarras”, también con unos amigos vascos, me vino al recuerdo mi propia escena cómica de hace seis años.

Como ha dicho su director Borja Cobeaga, “Reducir a un terrorista al chiste es una victoria de la sociedad”

Como ha dicho su director Borja Cobeaga, “Reducir a un terrorista al chiste es una victoria de la sociedad”. Así es, porque en esta película el chiste no es simplemente hilarante como en sus anteriores “ocho apellidos”, no es un chiste genérico sobre el tópico folclórico sino contra la ridiculez de la tiranía, contra toda la parafernalia de gestos impostados y posiciones irredentas que acompañan siempre a las ideologías totalitarias.

Los protagonistas del film no se nos presentan como gente divertida sino grotesca. Porque el terrorismo vasco siempre lo fue y hubiese movido a risa si no hubiera creado tanto dolor y tanto miedo. Ninguna de las bobadas pseudopolíticas y hasta chistosas que sueltan por esas bocas los actores nos suenan raras o nuevas a quienes conocimos aquellos años. Absurdas y delirantes sí, pero raras no. Casi todas las hemos escuchado alguna vez, pero -lo crea usted o no- dichas en serio.

Como temía con tanta razón el airado monje ciego de Umberto Eco en “El Nombre de la Rosa” la comedia es peligrosa porque la risa ahuyenta el miedo

Reírse de lo ridículo, como hicimos el sábado, no es desdoro de nuestros familiares, vecinos, amigos y conocidos amenazados o asesinados, ni tampoco es quitar importancia a la que fue tragedia: es solo reírse de la parte estúpida del drama de mi tierra. La risa no borrará nunca la tristeza ni el recuerdo, pero sí mina y destruye el discurso delirante con el que se arropaban los asesinos y del que la película es botón de muestra.

Seguramente una comedia no tiene la nobleza de una obra como muchas que se han escrito sobre el terrorismo de ETA, entre las que no se puede dejar de citar la extraordinaria “Patria” de Fernando Aramburu, que algunos amigos vascos me han reconocido que no se atreven a empezar, por miedo a sus propias tripas. Pero, volviendo a la película, como temía con tanta razón el airado monje ciego de Umberto Eco en “El Nombre de la Rosa” la comedia es peligrosa porque la risa ahuyenta el miedo y todas las formas de opresión necesitan mantener el miedo intacto, es su arma principal y nada la oxida y neutraliza tanto como una carcajada a tiempo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba