España

Margallo reconoce que a Barberá se le ofrecieron "las dos únicas salidas": dejar el PP o el Senado

El Ministro de Asuntos Exteriores sostiene que "el PP no tiene ya capacidad ninguna de exigirle nada; ya está fuera de la disciplina de partido".

José Manuel García Margallo, en una imagen de archivo
José Manuel García Margallo, en una imagen de archivo EFE

El ministro de Asuntos Exteriores en funciones y diputado del PP por Alicante, José Manuel García Margallo, ha afirmado este viernes que, ante su previsible imputación, a la exalcaldesa de Valencia Rita Barberá "se le ofrecieron dos salidas, las dos únicas salidas posibles": dejar el Senado o abandonar la militancia del PP y también el Grupo Popular en la Cámara Alta. Así lo ha detallado Margallo en una entrevista en Antena 3, en la que ha añadido que eso es lo que ha leído en los medios, igual que ha leído también que ella ha decidido optar por lo segundo, quedarse en el Senado, porque considera que renunciar a su escaño "sería tanto como declararse culpable".

El ministro ha proseguido diciendo que, al optar Barberá por dejar el partido y no el Senado, "el PP no tiene ya capacidad ninguna de exigirle nada ni de obligarle a nada porque ya está fuera de la disciplina del partido". En todo caso, ha subrayado que "nadie en este mundo" puede pedirle a la exalcaldesa que deje su escaño.

De este modo ha respondido a la presidenta andaluza, Susana Díaz, afirmando que es "inexacto" que Rajoy le esté "permitiendo" seguir en el escaño, tal como dijo el jueves la socialista. "Hemos hecho lo que hemos podido hacer, que es darle esa opción", ha insistido. Según ha dicho, dejar o no el Senado es una decisión que corresponde a Barberá y ahora se ha "cerrado un capítulo".

Dejar un partido en el que ha militado 40 años es "un desgarro sentimental muy importante"

Margallo no se ha pronunciado sobre si la exalcaldesa debería o no dejar la Cámara, después de que este jueves sus compañeros de partido emitiesen opiniones discrepantes: la secretaria general, María Dolores de Cospedal, defendió su permanencia, mientras que otras voces reclamaron su marcha. Preguntado por esa diversidad de opiniones, ha afirmado que sería "mucho presumir" que en el PP haya "un reparto de papeles" sobre este asunto, y tampoco ha aventurado si la opinión de Cospedal es la que tiene el presidente del partido y del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy. "Habría que preguntárselo a ella, María Dolores de Cospedal tiene opinión propia", ha replicado, subrayando que eso es precisamente algo que echa de menos en la política española, "que cada uno exprese lo que íntimamente siente" en lugar de estar "repitiendo mecánicamente consignas y argumentario".

También ha relatado que él ha hablado personalmente con Barberá, y que está "sufriendo", porque dejar un partido en el que ha militado 40 años es "un desgarro sentimental muy importante" pero también porque considera que algunos militantes no le han dado un trato "excesivamente cariñoso". Según ha dicho, el que haya quienes "hacen leña del árbol caído humanamente ella lo está sufriendo". "Los que somos amigos de Rita no estamos pasando un buen momento"

Además, el ministro en funciones ha destacado que en el Estado de Derecho rige la presunción de inocencia, de manera que en este momento Barberá es inocente, mientras un juez no establezca lo contrario.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba