El PP presenta su programa electoral en Valencia

Rajoy anuncia rebaja de impuestos y se ensaña con Ciudadanos

Bajada de impuesto, apoyo a las pymes y a las familias con discapacitados. Rajoy ha presentado en Valencia las líneas generales de su programa electoral y, de paso, ha atacado con saña a Ciudadanos, la formación que le disputa este comunidad clave para el resultado de las generales.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, durante el acto en Valencia.
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, durante el acto en Valencia. EFE

Rebaja de impuestos, medidas en la Seguridad Social, apoyo a las pymes, ayudas a las familias con discapacitados, reforma en la formación profesional y, por supuesto, el AVE a Castellón. Mariano Rajoy ha abierto la precampaña electoral en Valencia, uno de los nichos de votos más importantes para el PP, ahora en grave riesgo por el empuje de Ciudadanos. Rivera contraprogramó y también montó en la capital valenciana su particular mitin.

El programa del PP se irá conociendo por entregas en las próximas fechas, pero el líder del partido quiso avanzar al menos siete aspectos que considera fundamentales: creación de empleo, políticas sociales, crecimiento económico, unidad de España, Educación, reforma de la administración pública, regeneración permanente y lucha contra la corrupción. Siete puntales que los diferentes ministros y candidatos irán desgranando en las próximas fechas. Pero el presidente no se privó de anunciar el elemento que puede tener mayor efecto: el de la rebaja de dos puntos en el IRPF para la próxima legislatura que dejaría el tipo marginal en el 17 por ciento y el máximo en el 43. Otra medida de importantes efectos sociales será la creación de un cheque familiar para discapacitados y deducción de los gastos por adopción internacional.

Rajoy deslizó que habrá novedades y sorpresas, "decisiones importantes" en cuanto a las cotizaciones, ayudas a las pymes y autónomos y otras iniciativas para crear empleo

El PP incide en el aspecto social en el arranque de su precampaña, y así lo evidenció el discurso de Rajoy en el Hemisféric de Valencia, ante más de mil militantes, con la plana mayor del partido y del Gobierno abarrotando las primeras filas del recinto. También deslizó que habrá novedades y sorpresas, "decisiones importantes" en cuanto a las cotizaciones a la seguridad social, ayudas a las pymes y autónomos y otras iniciativas para impulsar el desarrollo de las entidades que crean empleo en nuestro país. El presidente desempolvó el discurso económico, algo preterido en las últimas semanas a causa de la sublevación nacionalista catalana, que ha quedado en segundo plano, y al mazazo del terrorismo en París. Rajoy saca pecho de lo conseguido y avanza importantes soluciones para el futuro. Medidas de efecto inmediato en amplias capas de la población, fruto, sin duda, del trabajo que están desarrollando conjuntamente Montoro, Alonso y Báñez. El Gobierno se ha puesto en acción y el programa es el reflejo de este trabajo, que ha coordinado Andrea Levy, que actuó este sábado como telonera de su presidente.

"Partidos de amiguetes'

Una parte central de su discurso, sin embargo, la centró Rajoy en dirigir un medido gancho de derecha a la mandíbula de Ciudadanos, el más fiero rival en la Comunidad Valenciana, donde el PP ha tenido tradicionalmente un vivero de votos fundamental y que ahora está en grave riesgo. Rivera también ha acudido este sábado a Valencia, en una contraprogramación improvisada que evidencia la importancia de esta pugna por esta vital circunscripción donde puede decidirse una parte fundamental del resultado de los comicios. Rajoy fue implacable. Se ensañó, sin mencionarlos, con los llamados partidos emergentes, aquellos que "se apoyan en un titular" y ni siquiera han sido concejales. "Nosotros tenemos equipos, mientras otros partidos son un par de amigos, tenemos concejales, diputados, cargos, también estamos en la oposición porque hemos ganado y otras veces hemos perdido, tenemos una historia y una organización de verdad, con experiencia y con trayectoria. No hemos nacido hace un cuarto de hora, no hemos nacido en un plató de televisión creado por dos amigos". 

Ciudadanos preocupa enormemente al PP en toda España pero, particularmente, en la Comunidad Valenciana, donde el partido de Rajoy ha perdido más de 700.000 votos en las municipales. Ya no está ni en la presidencia de la Comunidad ni en la alcaldía de Valencia. Y ahora lucha por recuperar el terreno perdido aunque las encuestas se muestran muy poco favorables. "No nos olvidamos de Valencia", dijo Rajoy en el último tramo de su intervención, y se vino el Hemisféric abajo. Prometió desarrollar el corredor del Mediterráneo, el AVE a Castellón, el agro, el turismo, la financiación... Ovaciones y satisfacción en la demarcación más abatida del PP, sacudida por la corrupción y los escándalos. También el presidente se refirió a este asunto, y elevó la voz al recordar que gracias a las medidas de su Gobierno los corruptos han devuelto el dinero y están fuera de la organización. "Estos episodios no se volverán a repetir en nuestro país", comentó en pleno corazón de Valencia, la comunidad donde el PP llegó a tener un tercio de su grupo parlamentario imputado por corruptelas de escándalo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba