NUEVO ESCÁNDALO POLÍTICO

Más problemas para Cifuentes: la UDEV implica a uno de sus diputados en un caso de prevaricación a punto de ser juzgado

La Policía entrega en un juzgado de Getafe un informe en el que recoge un cruce de mensajes de telefonía entre Juan Soler, actual parlamentario del PP en la Asamblea de Madrid y ex senador, con una empleada del Ayuntamiento de esta localidad madrileña sobre la contratación irregular como abogado en una empresa municipal del hijo de un antiguo compañero de escaño en la Cámara Alta del primero.

Cristina Cifuentes y Juan Soler.
Cristina Cifuentes y Juan Soler. PARTIDO POPULAR

Nuevo quebradero de cabeza para Cristina Cifuentes. La Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) de la Policía ha remitido a un juzgado de Getafe (Madrid) un informe en el que se apunta la posible implicación de Juan Soler-Espiauba Gallo, parlamentario regional y ex alcalde de esta localidad, en las supuestas irregularidades para la adjudicación de un puesto de trabajo en una empresa municipal al hijo del exsenador del PP, José María Barahona Hortelano,con el que el primero había coincidido una Legislatura en la Cámara Alta. Los agentes, que investigan otro caso de corrupción en este consistorio relacionado con la remodelación de un teatro, decidieron remitir el documento al magistrado después de encontrar en un ordenador intervenido en uno de los registros un cruce de mensajes entre el propio Soler y la ex gerente de la sociedad pública en el que el hoy diputado de la Asamblea Madrid se interesaba en conseguir dicha colocación 'por enchufe' "para quedar bien" con un tal Regino.

Soler, entonces alcalde de Getafe, se interesó por la contratación del hijo de un ex senador del PP por una empresa municipal "para quedar bien" con un tal Regino

El documento, adelantado por el diario local El Bercial y al que también ha tenido acceso Vozpópuli, detalla que durante un registro realizado el pasado 7 de marzo en el trascurso del llamado 'caso Teatro', en el que se investigan las supuestas irregularidades en la remodelación en esta localidad del sur de Madrid del Centro Europeo de Artes Visuales y Escénicas por parte de la empresa municipal Getafe Iniciativas SA (GISA), se intervino un ordenador portátil a Marisa Gil, ex gerente de dicha sociedad pública. Al analizar el contenido del disco duro, los policías hallaron una carpeta con cuatro archivos de imagen que eran sendos 'pantallazos' de una conversación mantenida mediante un programa de mensajería instantánea entre la usuaria del equipo informático y un contacto llamado Juan Soler, que los agentes no dudan en identificar como el diputado autonómico. La conversación se inicia el 15 de julio de 2014 poco después de la seis de la tarde precisamente por el diputado de Cifuentes, quien adjunta a su interlocutora el mensaje que acaba de recibir de una tercera persona.

Imagen de los mensajes incorporada al informe de la UDEF

Juan Soler: Mira a ver q[ue] podríamos hacer que quiero quedar bien con Regino. 'Querido Juan, sigo teniendo el maximo interes por Jose Ma. Barahona Moreno [hijo del senador José María Barahona Hotelano] que se postula a una plaza temporal de Getafe Iniciativas S.A Proyecto Urban. Un abzo. Regino'.

Gerente GISA: Un lio q quiero hablar contigo en persona.  Voy a anular la convocatoria y volver a conbocar (sic).

J.S: Ok. Q[ue] ha ocurrido? Bueno, ya m[e] contarás.

G.G: Posible filtración del examen

J.S: Vaya, lo de siempre.

G.G: Un candidato saca la maxima puntuacion Casualmente el marido de la delegada sindical de GISA Prefiero anular y volver a convocar

J.S: Si. Se puede? No caes en ningun lío jurídico?

G.G: He estado esta mañana viendo al abogado y me recomienda anularlo por un defecto de forma. Lo otro es defenderme de una posible querella, q[ue] aunq[ue] se podria ganar pues es un lio q[ue] no nos interesa.

Del Juzgado número 4 al número 6

Los agentes destacan en su informe que "el contenido de la conversación" parece estar relacionado con la imputación de Marisa Gil por un delito de prevaricación en el caso que instruye otro juzgado de Instrucción de la localidad, el número 6, por la contratación supuestamente irregular del hijo del ex senador José María Barahona por parte de la empresa municipal de la que la interlocutora de Juan Soler era gerente. La UDEV señalan que, si bien el cruce de mensajes "nada tienen que ver" con las pesquisas que llevan por el 'caso Teatro', en el que se investiga una presunta contratación irregular del proyecto de ejecución del nuevo espacio escénico en la calle Madrid de Getafe, sí pueden ser útiles para este otro caso y que por ello había elaborado el informe, en el que se incluyen los 'pantallazos' de los mensajes que implican a Juan Soler.

Un juez de Getafe ha levantado el secreto de sumario sobre el informe de la UDEV para poder remitírselo al magistrado que investiga la presunta contratación irregular

El juez que instruye este última caso de corrupción, el titular del Juzgado de Instrucción número 4 de la misma localidad madrileña, mantiene su sumario bajo secreto, pero tras recibir el informe de la UDEV ha decidido recientemente levantar dicha medida sobre este documento policial para poder remitírselo a su colega. Este último ya concluyó la investigación de la presunta contratación 'por enchufe' del hijo del ex senador y, de hecho, el pasado febrero remitió la causa para celebrar el juicio con la ex gerente, a la que la Fiscalía pide 9 años de inhabilitación, y una segunda responsable de la empresa municipal como acusadas en el banquillo. Sin embargo fuentes jurídicas consideran que el contenido del documento policial puede ser incorporado en la propia vista, dentro de las llamada cuestiones previas dada la relevancia para el caso. En este sentido, añaden que sólo unos días después del cruce de mensajes ahora conocido, la gerente procesada realizó precismanete la treta que había anunciado en su conversación con el entonces alcalde de Getafe para anular la convocatoria.

El ex senador y el misterioso Regino

José María Barahona Hotelano, padre del abogado presuntamente 'enchufado', fue senador del PP por Castilla y León entre 1996 y 2004, las dos Legislaturas de José María Aznar como presidente del Gobierno. En la segunda, coincidió con Juan Soler en la Cámara Alta. Tras abandonar su escaño tras las elecciones que llevaron a José Luis Rodríguez Zapatero a La Moncloa, pasó a ocupar un alto cargo de la Comunidad de Madrid. En concreto, el de director técnico de la Agencia Laín Entralgo, dependiente de la Consejería de Sanidad del Ejecutivo que entonces presidía Esperanza Aguirre. En este puesto sólo estuvo hasta junio de 2005, cuando salió a la luz que seguía ejerciendo de oftalmólogo en una consulta privada pese a que su contrato de alto cargo le exigía total exclusividad.

Diversas fuentes apuntan a que el 'misterioso' Regino con el que, según los mensajes, Soler quiere "quedar bien"  es un estrecho colaborador de Esperanza Aguirre

En la conversación aparece además un nombre, el de Regino, como el supuesto interesado en la contratación del hijo del senador a la vista del mensaje que remite Soler a la gerente de GISA. Las fuentes jurídicas consultadas apuntan a que supuestamente se trata de Regino García-Badell Arias, quien durante años fue un estrecho colaborador de la 'lideresa', con la que ha trabajado desde que ésta fue nombrada ministra de Educación por Aznar. Diputado de la Asamblea de Madrid durante varias Legislaturas, siempre se le ha señalado precisamente como la persona en la sombra por la que pasaban todos los nombramientos del Ejecutivo regional en los tiempos de Aguirre.

Marjaliza, Soler y los viajes de la púnica

El nombre de Juan Soler también sale en el sumario del 'caso Púnica'. El constructor David Marjaliza aseguró al juez Eloy Velasco que la trama de corrupción, y más concretamente la empresa de eficiencia energética Cofely supuestamente le agasajaron con tres viajes en años sucesivos. Así lo detalló el socio de Francisco Granados en las trece horas de confesión al ser interrogado por el magistrado pueblo a pueblo por aquellos en los que supuestamente hubo concursos amañados. "En Getafe lo que pagué fueron tres vacaciones de unos 3.000 euros", aseguró. Quien supuestamente se hizo cargo de entregar ese dinero fue Pedro García, un directivo de la empresa adjudicataria. "Medijo que eran vacaciones para el alcalde. Además siempre coincidían las fechas, era julio y agosto". La fiscal le preguntó si fue en tres años diferentes, a lo que Marjaliza lo confirmó: "Eran tres años distintos. Un primer año lo adelantó alguien, creo que él [Pedro García], y luego se lo di yo. El siguiente año me lo pidió a mi y el siguiente año me lo volvió a pedir a mí", detalló. El Ayuntamiento de Getafe contrató finalmente con Cofely y con una segunda empresa de la trama, Waiter Music, por 611.000 euros mientras Soler fue alcalde.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba