El blog de Paula Mercado

Mercados frontera, alternativa a emergentes

La ralentización económica en China y los tipos de interés al alza han llevado a los mercados emergentes a su peor comienzo de año desde 2009, con el índice MSCI Emerging Markets Index retrocediendo casi un 5 por ciento.

Pero no todos los mercados no desarrollados están sufriendo retrocesos. Los denominados mercados frontera han conseguido avanzar cerca de un 3 por ciento en el año, tal como indica la evolución del índice MSCI Frontier Markets Index, que en 2013 ganó un 21 por ciento.

También denominados pre-emergentes, los mercados frontera son los mercados de capitales menos avanzados del mundo en desarrollo, con mercados bursátiles menos consolidados que los de los mercados emergentes, pero con una baja correlación con los mercados desarrollados, lo que puede aportar cierto grado de diversificación a una.

Con calificación cinco estrellas de VDOS, la clase A de acumulación en dólares del fondo SCHRODER ISF FRONTIER MARKETS EQUITY obtiene la mayor revalorización de este grupo de fondos a tres años, un 43,46 por ciento, según VDOS. Se propone proporcionar un crecimiento de capital invirtiendo principalmente en valores de renta variable de mercados frontera incluidos en el índice MSCI Frontier Markets Index o cualquier otro índice financiero reconocido de estos mercados. Por rentabilidad, el fondo se sitúa en el primer quintil en los últimos periodos a uno y tres meses, así como a uno y tres años, con un dato de volatilidad en el último año de 15,84 por ciento. La inversión mínima requerida para suscribir este fondo es de 1.000 dólares (aproximadamente 1.369 euros) aplicando un 1,50 por ciento de comisión fija y 0,50 por ciento de depósito, además de un 15 por ciento de comisión variable sobre resultados positivos entre el fondo y su índice de referencia.

Un 3,90 por ciento, según VDOS, es la rentabilidad acumulada en los últimos tres años por la clase A de acumulación en euros A EUR de TEMPLETON FRONTIER MARKETS FUND gestionado por Mark J. Mobius, de Franklin Templeton. Referenciado al índice MSCI EM NR USD tiene como objetivo proporcionar una revalorización del capital a largo plazo. Para ello, invierte mayoritariamente en renta variable de empresas constituidas en países considerados mercados frontera, como Bahrein, Bulgaria, Kazajstán, Nigeria, Pakistán o Vietnam. Se posiciona en el primer quintil por rentabilidad a uno y tres meses, así como a uno, tres y cinco años, con un reducido dato de volatilidad de 8,65 por ciento en el último periodo de doce meses, que lo sitúa en el quintil cinco por este concepto. La suscripción de este fondo requiere una aportación mínima de 5.000 euros, gravando a sus participes con una comisión fija de 1,60 y de depósito de 0,14 por ciento, además de un 1 por ciento de comisión de reembolso por permanencias inferiores a 18 meses.

Con un comportamiento algo alejado de los dos anteriores BARING ASEAN FRONTIERS FUND se revaloriza un 3,90 por ciento a tres años, según VDOS, y un 0,42 por ciento en lo que llevamos de año, tras el retroceso registrado durante 2013. Con un horizonte de inversión a largo plazo, invierte al menos un 70 por ciento de su cartera en renta variable de empresas que o bien hayan sido constituidas en los países integrantes de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) o que desarrollen la mayor parte de su actividad o coticen en los mercados de valores de estos países. Su evolución histórica por rentabilidad sitúa a este fondo en el primer quintil tanto a un mes, como a cinco años, con un dato de volatilidad en el último año de 20,85 por ciento. Para suscribir este fondo se requiere una inversión mínima de 3.500 euros, aplicando a sus partícipes una comisión fija de 1,25 por ciento y de depósito de 0,02 por ciento.

Entre los mercados frontera más prometedores para 2014 están Pakistán, Marruecos, Zimbawe, Irak, los Emiratos Arabes Unidos y Nigeria, que se espera puedan superar la evolución de mercados emergentes de mayor tamaño como China, India y Rusia. Una estimación que se basa en la aceleración de su tasa de crecimiento y en sus fundamentales. Su deuda respecto a su producto interior bruto es menor que la de los mercados emergentes, el mayor porcentaje de su población es joven y sus economías son mucho menos dependientes de China para sus exportaciones.

Es una opción para inversores con perfil de riesgo elevado que deseen asimismo obtener un alto nivel de rentabilidad de su inversión. Puede sustituir el porcentaje de inversión en renta variable emergente de la cartera en los próximos meses, pero no hay que olvidar su mayor inestabilidad política y jurídica, menor liquidez y mayores fluctuaciones de sus divisas.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba