El blog de Josep Prats

La rebelión de las corbatas

Por vez primera, después de muchos meses, he podido ver a dos miembros de Syriza encorbatados. El ministro de Asuntos Exteriores y un diputado díscolo con la dirección, a la que dice haber advertido de los riesgos de una confrontación con Europa, nos regalaban ayer dos fotos que les hacía asimilables a cualquier otro político convencional de la eurozona, las de señores con traje y corbata.

Con corbata defendía también el anterior primer ministro, Samaras, la conveniencia de llegar a un acuerdo con los acreedores que evite la salida de Grecia de la zona euro. Y, aunque Tsipras prometió que no se pondría corbata hasta que no consiguiera una quita, si los griegos votan sí al trato propuesto por la troika y él y su ministro de Finanzas se encargan de firmarlo y hasta pretenden implantarlo, tal como han prometido, podríamos llegar a ver cómo abandona el look de palmero flamenco para convertirse en un auténtico dandi.

El dúo Alexis-Yanis no pasará a la historia de Grecia, porque su errático e insultante estilo de negociación no conseguirá sacar a su país del euro. Serán, simplemente, un par de irresponsables que habrán paralizado las inversiones y provocado la salida de capitales del país durante medio año. Dos demagogos de triste recuerdo, pero al fin y al cabo, gente sin importancia.

Los griegos no están locos, por lo menos no hasta el punto que constituye la prueba incontestable de enajenación mental, la rotura de billetes. Una semana de colas en los cajeros para sacar un máximo de 60 euros al día, contribuirá de forma decisiva a su juicio sobre la conveniencia de seguir en la moneda única. Aunque Tsipras les diga que sus depósitos están a salvo, no quieren tenerlos tan bien guardados como para que no se puedan sacar.

Si Europa no comete gravísimos errores, si tiene el tacto suficiente para no herir demasiado el orgullo nacional griego, el sí en el referéndum ganará de forma clara. Y, con total seguridad, en el Parlamento griego se podrá contar con un número de corbatas suficiente como para gobernar con seriedad el país.

Josep Prats


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba