El blog de Josep Prats

Fed y BCE

El objetivo principal de las compras de activos de la Reserva Federal, que terminarán previsiblemente este mes, no era otro que mantener los tipos largos en niveles bajos. Las familias americanas están endeudadas, muchas de ellas permanentemente endeudadas (cuando amortizan hipoteca piden home equity loans o líneas de crédito para el consumo con la garantía de la casa), pagando unos tipos de interés que están referenciados al del bono a 10 años.

La Fed fija, con los tipos de intervención, los tipos cortos, pero es el mercado secundario el que determina los tipos largos. Por ello ha tenido que intervenir, y lo ha hecho con éxito, en el mercado secundario para terminar por fijar, de hecho, también los tipos largos. Allí el objetivo era, bajando los tipos largos, rebajar la cuota mensual del préstamo a pagar por las familias, para que éstas tuvieran más renta disponible para destinar al consumo y reactivar la economía. No era un problema de disponibilidad de financiación. Allí todos los bancos eran solventes y, por ello, podían prestar sin restricción de capital. Algunos lo eran porque hicieron las cosas bien y otros, los que habían hecho las cosas mal, entre los que había algunos no menores, como Citibank, lo eran porque habían sido capitalizados rápidamente con dinero público. Adicionalmente, las empresas de cierto tamaño se financian directamente en mercado, sin pasar por los bancos, por lo que la capacidad de concesión de crédito se puede utilizar para pymes y particulares. No era pues un problema de disponibilidad de crédito, sino de coste.

En la zona euro las cosas son muy distintas. Aquí el problema no es de coste del crédito, sino de disponibilidad. En muchos países de la eurozona, sobre todo en los centrales, el nivel de endeudamiento de las familias es muy inferior al que hay en Estados Unidos. Si no hay consumo no es porque el pago de deudas esté ahogando a las familias alemanas, francesas o italianas. Y en otros, como España, donde se ha producido un fenómeno de súbito endeudamiento hipotecario, las cuotas del préstamo están referenciadas no a un tipo largo sino a un tipo corto, el Euribor, que viene directamente condicionado por los tipos de intervención.

Para conseguir que las cuotas mensuales de las hipotecas de las familias sean llevaderas y no mermen el consumo no es necesario que el BCE compre deuda pública a largo o titulizaciones hipotecarias para rebajar los tipos largos. Con tocar los tipos cortos vale. No es un problema de precio de los préstamos. Es un problema de cantidad. Y lo es porque, para empezar, aquí, hasta las grandes empresas acuden a los bancos, emiten muy poco bono en mercado y no liberan espacio para la concesión de crédito a pymes.

Y es un problema de disponibilidad porque la condición previa, la condición necesaria, la primera e irrenunciable condición para que los bancos presten es que tengan capital suficiente. Aquí, en la eurozona, salvo algunas excepciones menores (como es el caso de muchas de las antiguas cajas de ahorros españolas), los bancos  no han sido capitalizados con dinero público. Han tenido que ampliar capital en el mercado, retener todos los beneficios durante muchos años y reducir el balance para recomponer sus ratios de solvencia. Y todavía hoy están sub iudice, todavía hoy se duda sobre si tienen o no suficiente capital. En estas condiciones, decirles que presten es un brindis al sol. Ya pueden darles toda la liquidez que quieran, ya pueden poner los tipos tan bajos como quieran que, mientras siga dudándose de su solvencia no prestarán.

La espera de los resultados de las pruebas de resistencia se está haciendo demasiado larga. Aunque es cierto que, si se quiere hacer bien, o por lo menos aparentarlo, es un ejercicio que requería bastante tiempo. Ya queda poco, apenas un mes, para que el BCE saque sus auténticas armas. Que no son otras que las plumas estilográficas con las que sus inspectores firmarán su conformidad con las cuentas de los grandes bancos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba