El Blog de J. de Mendizábal

No estamos locos, sabemos lo que queremos

Explicar lo inexplicable. Traducido: hacer exactamente todo lo contrario de lo que creías que debías hacer y, encima explicarlo, es complicado. Sin duda. Los hechos lo están demostrando. Es como el entrenador de turno que dice ¡vamos a salir al ataque!...pero deja a los dos delanteros titulares en el banquillo. Por lo general, pierde, pero por poco. Siempre es un alivio perder por poco; no nos han goleado y hemos luchado. El entrenador y el Presidente se van muy contentos: ¡hemos mantenido el tipo!. Sólo los escépticos y los que otros dicen que no sienten los colores, critican abiertamente el extraordinario éxito de haber perdido sólo 2-1.

Desgraciadamente esto no es un partido de fútbol. Es España. Y no vale un alivio. No vale perder por poco. No vale el habitual "hemos hecho lo que hemos podido". Sólo vale ganar o ganar. Es una guerra. No valen los empates y, además, vamos perdiendo por goleada.

¿Por qué no hablar claro?

España está al borde de la quiebra por la nefasta gestión socialista a nivel estatal y por la igualmente nefasta gestión de las CCAA que incluye muchas autonomías "populares". Y también los Ayuntamientos. Y sus Cajas dependientes. ¿Tanto cuesta reconocerlo? La herencia es un caos, cierto, pero ¿por qué no se puede decir que Valencia es un pozo sin fondo que contribuye al caos total?. ¿No sería mejor reconocer que no tenía ningún sentido la fusión de las cajas gallegas por mucho que se empeñase el delfín gallego? ¿No sería mejor decir que, efectivamente, la monumental deuda del Ayuntamiento de Madrid es insostenible? Por poner sólo unos ejemplos populares. De los ejemplos del PSOE, para qué hablar, han hecho una escabechina a todos los niveles: nacional, autonómico y local. ¿Por qué no hablar claro a la nación y explicar que estamos literalmente arruinados por la gestión inaudita de unos políticos irresponsables? Incluidos los del partido propio.

No sólo es un problema de comunicación

No. Es un problema de ser creíbles. Vender algo creíble. A los mercados y a los españoles. El Presidente del Gobierno le dijo hasta cuatro veces en Onda Cero a Carlos Herrera que no le gustaba lo que estaba haciendo (subir impuestos, recortar en educación y sanidad, recortar gastos en todas las partidas) o lo que a lo peor tendría que hacer (intervenir autonomías, inyectar dinero público en las cajas, subir más impuestos) pero que, si era lo que tenía que hacer, lo haría. Cabría preguntarse quién es el que le dice lo que tiene hacer. Pues está claro: Draghi, Merkel, la zona Euro, el club al que pertenecemos. Hasta han cambiado al Presidente de ese engendro llamado Bankia...fíjense si son los que nos dicen lo que tenemos que hacer. Y es fácil reconocerlo y explicar por qué: porque si no, no tendremos dinero para, por ejemplo, pagar la nómina de los funcionarios de junio, ni el subsidio de paro, ni los intereses de la deuda, ni las pensiones...Sencillo.

Una oportunidad histórica

Pero no todo es una tragedia. El hecho de que nos digan lo que tenemos que hacer en la zona euro, representa una oportunidad para arreglar el insostenible estado autonómico. Con el mismo argumento de Bruselas: si no cumples, no hay dinero. Y no podrás pagar a tus funcionarios, ni atender a tus compromisos en sanidad, etc, etc. Duro, pero sencillo. No más AVES, no más polideportivos, ni centros de arte, ni aeropuertos, ni nada. En el mejor de los casos, vamos a ver si podemos conservar en buen estado lo que ya tenemos, cosa difícil, pero ni un proyecto más. No tenemos un duro. Y en los ayuntamientos, lo mismo.

Un reto histórico, una oportunidad histórica. Al final, Rajoy puede pasar a la historia y no por lo que parece en estos tristes momentos. Como cantaba Ketama: que no estamos locos, que sabemos lo que queremos.

Sígame en Twitter @MendiMendi1


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba