El Blog de J. de Mendizábal

Fusiones, Austeridad y Crecimiento

Un íntimo bankster presidente me decía, hace ya 3 años, que estaba planteándose cambiar el nombre de su departamento de M&A, en la jerga habitual, por el de Fusiones y Desapariciones. ¡Hace 3 años!. En ese momento me encontraba yo leyendo "¡Huy, por qué todo el mundo debe a todo el mundo y nadie puede pagar a nadie!" de John Lanchaster. Muy recomendable, por otra parte, aunque esté escrito por un laborista. Se equivoca en las conclusiones, pero el análisis de lo que pasó, not bad.

Casi nada ha cambiado tres años después, excepto la cola ante los diversos ministros para el consabido ¿qué hay de lo mío?  ¡Ojo!, la cola es la misma en cuanto a los peticionarios, lo que ha cambiado son los ministros y sus secretarios de Estado.Veamos: ¿no hay que ayudar al turismo, base de nuestra economía?; ¿no hay que ayudar al automóvil, base de nuestra industria?; ¿no hay que ayudar a nuestra agricultura y a nuestra pesca?; ¿a nuestra industria pesada?; ¿a nuestras energéticas? ¿No hay que ayudar al sector financiero? ¿A las constructoras? ¿A las inmobiliarias en quiebra? ¿A la prensa que no vende un periódico? ¿Al sector del transporte aéreo, terrestre o marítimo con las gasolinas por las nubes? ¿Al sector exportador en su conjunto? ¿Al juguete, a la electrónica de consumo, a las motos, al comercio minorista...?  ¿A los autónomos, los emprendedores, los innovadores?  ¿A todo Dios?

La pregunta debería ser al revés: ¿a qué sector no hay que ayudar?  ¿Qué sector no tiene problemas graves?  No se me ocurre ninguno. Y eso sólo hablando del sector privado. Del público ya se habla bastante a todas horas.

Pues va a ser que no. "No tenemos un puto duro", expresión ciertamente descriptiva de Doña Esperanza. Mejorable, pero descriptiva. Nadie tiene un puto duro. ¿Y entonces, qué pueden esperar los sectores y las empresas del nuevo Gobierno?  Pues subvenciones, no, pero algo sí deberían esperar.

Esperan, por ejemplo: (1) Un marco regulatorio estable, confiable y previsible. Sorpresas, ni buenas, por favor. (2) Un mercado interior único, sin absurdas diferencias autonómicas o, incluso, locales. (3) Un mercado laboral competitivo y moderno. ¡Legislen, ya! ¿De verdad esperaban o esperan que dos monstruos burocráticos, similares al estado, que se llaman CEOE y sindicatos, hagan una revolución modernizadora de la legislación laboral?  (4) Una agilización del funcionamiento de la JUSTICIA mercantil, laboral y civil que ayude a la resolución de pleitos y conflictos. ¿Sabe alguien la cantidad de miles de millones que están parados en los juzgados pendientes de resoluciones firmes?  (5) Reformar definitivamente el sistema financiero: fusiones o desapariciones. Nada de bancos malos y darle hilo a la cometa. (6) PAGAR. Pagar lo que deben las diferentes administraciones al sector privado. Estado, Autonomías y ayuntamientos son los que están paralizando la actividad económica en nuestro país. No cumplen su propia ley de morosidad.

Sólo con lo anterior, la actividad económica se recuperaría notablemente. Y pasemos al otro temita, así, para terminar.

Austeridad&Crecimiento

Los economistas socialdemócratas más mediáticos, Krugman, Stigtlitz, en España, Jordi Sevilla, llevan tiempo diciendo que el plan de austeridad aprobado en la zona euro es una especie de plan autodestructivo, una especie de suicidio colectivo.

Los liberales no estamos de acuerdo, claro, sobre todo porque lo dicen los socialdemócratas. Pero, pero, ¿habrá que echarle una pensada al asunto, ¿no?  Veamos el caso de España. Hemos firmado que reduciremos al 4,4% el déficit público en 2012 con una previsión de crecimiento del 2,3%. ¿Crecimiento cuál?  El crecimiento va a ser CERO o, incluso, negativo. Eso significa más paro, por muchos mini-jobs que se creen (si se atreven a hacerlo, cosa que dudamos).

¿Entonces?  Entonces, no será la hora de plantarse ante Merkel o Merkozy y decirles: NO. El 4,4% lo vamos a dejar para 2013. Este año, 2012, creo que vamos a dejarlo en el 6%. Exactamente lo mismo que tú hiciste cuando absorbiste Alemania Oriental, que te pasaste los acuerdos UE por el forro. Alternativamente, yo quebraré, pero me llevo todos los bancos de la UE por delante. Piénsalo, dear. Y, por supuesto, mientras, sigo haciendo mis deberes y voy a meter un recorte de aquí te espero a todo gasto superfluo en el estado, autonomías y ayuntamientos....

A ver, a ver, hay que batirse el cobre en Europa con el mejor equipo imaginable que podríamos tener. A currar.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba