Mercados

Draghi anuncia una masiva compra de bonos para combatir la deflación pero pide a los Estados que tomen medidas

Estos estímulos tan enérgicos se han tomado porque en agosto el BCE percibió que la deflación ya estaba aquí. Baja tipos al 0,05% y penalizará a la banca que guarde su dinero en Fráncfort.

El Banco Central Europeo ha anunciado "un muy complejo paquete de medidas" por el cual comprará, a partir de que se apruebe en la reunión del próximo mes de octubre (día 2), bonos de titulización y bonos garantizados, tal y como había adelantado este mismo jueves la agencia Reuters. En rueda de prensa en su sede central de Fráncfort, el presidente de la entidad Mario Draghi ha destacado que no se trata de un 'quantitative easing' al estilo de los programas que la Reserva Federal ha realizado para estimular la economía de aquel país. En este caso, ha destacado el italiano, se hará con la compra de lo que en inglés se llama ABS (asset-backed securities), títulos de deuda que pueden ser emitidos por la banca. El objetivo es que los fondos "lleguen a la economía real". La banca tituliza bonos que incluyen préstamos a empresas o hipotecas y se los coloca al BCE a cambio de liquidez, que el banco le pagará a vencimiento. De esta forma, el riesgo se traspasa a Fráncfort y se pueden dar (en teoría) más préstamos.

En agosto ha habido un empeoramiento repentino en todas las expectativas de inflación, ha asegurado Draghi, lo que ha precipitado este ambicioso conjunto de medidas: "En agosto hemos visto un empeoramiento de las previsiones de inflación, todos los indicadores de expectativas de inflación apuntaban hacia abajo", ha dicho el banquero ex de Goldman Sachs. La inflación en la Eurozona fue del 0,3% en agosto, según Eurostat. "La inflación era del 3% a finales de 2011 y ahora es de 0,3%. El objetivo es que esté en el 2%, tenemos que cumplir nuestro mandato, nuestra obligación", ha asegurado. Sin embargo, ha negado que vea deflación en el futuro, sino más bien "baja inflación".

Estos bonos titulizados los colocarán las entidades financieras al BCE conteniendo sus préstamos a empresas e hipotecas

El presidente del BCE ha dicho que estos bonos ABS serán tanto "existentes como de nueva emisión", y también los habrá relacionados con el sector inmobiliario y que contengan préstamos a la economía real. Junto con estas medidas, la institución también ha bajado los tipos de interés al mínimo histórico del 0,05% (lo que supone de facto que presta el dinero gratis) y penalizará con un 0,2% a los bancos que guarden su dinero en Fráncfort

Los anuncios de Mario Draghi han tenido un efecto beneficios en los mercados en las primeras horas. El Ibex ha subido hasta recuperar los 11.000 puntos. El euro ya está por debajo de los 1,3 dólares.

Insiste en las medidas de los Estados

Pero Draghi ha vuelto, una vez más, a pedir a los Estados con urgencia que tomen "medidas estructurales" para compensar el trabajo que está haciendo el banco central. "Necesitamos medidas fiscales, bajar el desempleo...". Se ha referido expresamente al ser preguntado acerca del presidente francés, François Hollande: "Sé que tiene la intención de tomar medidas". Recientemente, Francia vivió una crisis de Gobierno con salida de varios ministros que estaban en contra de las medidas de recorte que desde la ortodoxia del euro se les pide que tomen.

Por último, al ser preguntado sobre el contenido de una conversación que mantuvo con el primer ministro italiano, Matteo Renzi (Italia es junto con Francia el gran país del euro donde se piden reformas estructurales), Draghi ha confirmado que esta conversación es "confidencial".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba