Fondos

Las gestoras internacionales se benefician del boom de los inversores por las sicav

JP Morgan, Credit Suisse y UBS son las firmas extranjeras que más han visto crecer el patrimonio de sus sicav durante el segundo trimestre del año. 

JP Morgan ha incrementado su patrimonio en 130,7 millones de euros desde finales de marzo
JP Morgan ha incrementado su patrimonio en 130,7 millones de euros desde finales de marzo Europa Press

La excelente acogida que están volviendo a tener las sociedades de inversión de capital variable entre los inversores millonarios está impactando de manera positiva en las firmas de inversión. Y no solo las entidades nacionales y las firmas independientes están viendo entrar dinero mes a mes, con la creación de nuevas sicav o el traspaso de la gestión de otras. Las firmas internacionales también se están beneficiando de este nuevo furor de los ricos por las sociedades de inversión.

JP Morgan, Credit Suisse y UBS han sido las entidades extranjeras que más han visto crecer sus activos bajo gestión durante el primer semestre del año. La primera ha incrementado su patrimonio en 130,7 millones de euros desde finales de marzo, hasta situarlo en 1.128,7 millones de euros, según los últimos datos de Inverco.

Credit Suisse, por su parte, ha pasado de gestionar 1.316 millones de euros a 1.411 millones de euros a finales de junio, mientras que UBS manejaba un volumen patrimonial global en sus sicav de 1.657,8 millones a finales de marzo, que incrementó en 57,9 millones de euros a finales del primer semestre.

Otras entidades internacionales que han experimentado una evolución importante de sus activos bajo gestión durante este tiempo han sido Amundi, que ha aumentado su patrimonio en 32,9 millones hasta situarlo en 435,9 millones; Deutsche Bank, cuyo patrimonio ha subido 25 millones hasta los 757 millones de euros; o Mirabaud, que ha visto crecer sus activos 15 millones de euros hasta situarlos en 157,8 millones de euros.

Con estas cifras, parece evidente que las grandes firmas internacionales son las más beneficiadas del interés de los inversores españoles, aunque todas las entidades de banca privada extranjeras han visto evolucionar el patrimonio de sus sicav, beneficiándose al igual que las entidades nacionales de la reestructuración de las cajas de ahorros y de la amnistía fiscal del Gobierno.

Este boom de las sicav proporciona a las firmas de inversión cuantiosos ingresos por tasas de gestión, costes de transacciones y otras comisiones por una gestión que, aunque en teoría está personalizada para cada cliente en función de su perfil de riesgo y objetivos financieros, en la práctica está estandarizada en la mayoría de los casos para poder controlar mejor la gestión.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba