Fondos

Casi cuatro de cada diez euros están invertidos ya en fondos de riesgo

Los fondos mixtos de renta fija han experimentado en un solo año un crecimiento de diez puntos porcentuales de su volumen de activos bajo gestión.

Casi cuatro de cada diez euros están invertidos ya en fondos de riesgo
Casi cuatro de cada diez euros están invertidos ya en fondos de riesgo EFE

El auge que los fondos de inversión están experimentando desde hace ya más de dos años se está produciendo gracias a la entrada de dinero de los ahorradores en categorías con un mayor componente de riesgo. Los fondos mixtos de renta fija se han convertido en los grandes protagonistas de la recuperación de la industria de inversión colectiva, en detrimento de los fondos garantizados, grandes captadores de dinero neto durante años. 

Pero no solo los fondos mixtos de deuda están atrayendo el dinero de los inversores. Los fondos mixtos de renta variable y los de bolsa puros también han visto crecer su volumen patrimonial durante este período de tiempo. Según los últimos datos de Ahorro Corporación, correspondientes al mes de enero, estas tres categorías, que implican asumir mayor riesgo en la inversión, representan actualmente el 37,7% del total de activos bajo gestión de los fondos. Esto significan casi cuatro de cada diez euros invertidos. 

Este porcentaje ha crecido diez puntos porcentuales desde hace casi un año. A finales de febrero del año pasado, los fondos de riesgo acaparaban el 27,3% del volumen patrimonial de los fondos, según los datos de Ahorro Corporación, con 45.270 millones de euros bajo gestión. Ahora, esta cifra se sitúa en 76.490 millones de euros. 

Este crecimiento tan espectacular ha sido posible gracias a la importante subida que han vivido los fondos mixtos de renta fija, que mantenían 12.570 millones de euros bajo gestión en febrero de 2014 y que han pasado a manejar más del doble a finales del mes pasado, exactamente 31.410 millones de euros. Los fondos mixtos de renta variable han experimentado una tendencia similar pero no tan pronunciada, ya que han pasado de gestionar 12.930 millones a 20.550 millones de euros. 

Los fondos garantizados han sido los grandes damnificados. En su momento fueron los impulsores de la industria de inversión colectiva, en un momento en que los ahorradores estaban acostumbrados a la rentabilidad de la deuda del Tesoro y a las acciones de compañías 'históricas'. Para un inversor de perfil tan conservador como era el español en la década de los noventa del pasado siglo, los fondos con garantía de recuperar como mínimo el capital invertido supusieron un aliciente para introducirse en la industria de inversión colectiva. 

Llegaron a representar la mitad del dinero invertido en fondos pero la crisis financiera de hace siete años abrió una brecha por la que han ido perdiendo activos bajo gestión. Los ahorradores prefirieron reembolsar su dinero para colocarlo en depósitos. Y con la vuelta de los inversores a los fondos, la situación de los tipos de interés no invitaba a las entidades financieras a construir estructuras que permitieran mantener la garantía y rentabilizar los costes de la operación. Así, si en febrero del año pasado representaban el 25% del volumen total del patrimonio invertido en fondos, ahora tan solo significan el 16%, y han pasado de manejar 41.410 millones a 32.840 millones de euros, según los datos de Ahorro Corporación. 

Los fondos con objetivo de rentabilidad, que se comercializaron como los sustitutos de los fondos garantizados, aunque en realidad no garantizaban nada, también han sufrido en un año la salida de partícipes, pasando de tener una cuota del 12% al 11%, con 22.580 millones de euros en activos bajo gestión. 

Si continúa la tendencia de los últimos diez meses, con entradas netas de dinero en los fondos mixtos de renta fija y se incrementa la inversión en otras categorías de más riesgo, impulsadas todavía más por las perspectivas de revalorización de los activos financieros gracias al plan de estímulos monetarios del Banco Central Europeo, podemos asistir a un vuelco en la tradicional división del patrimonio invertido en fondos en España, en un momento en que la industria ha superado ya los 200.000 millones de euros en activos bajo gestión. Las gestoras afrontan más que nunca el reto de ofrecer valor añadido para consolidar este crecimiento y fomentar la inversión a largo plazo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba