Empresas

El BdE aprueba el plan del ladrillo de Bankia pero le exige más esfuerzos

La entidad tendrá que dotar en este ejercicio alrededor de 2.500 millones con medidas adicionales a las que ha presentado en su plan. Sólo el Valencia y Catalunya Caixa suspenden. Novagalicia logra un sí condicionado a su plan de inversores privados.

Bankia pasa con condiciones el examen del ladrillo
Bankia pasa con condiciones el examen del ladrillo EFE

Bankia no tendrá que buscar obligatoriamente un compañero de viaje para cumplir el Plan de Guindos, como adelantó Vozpópuli. El Banco de España, tras la consulta con Econonía, ha decidido dar por buena la estrategia presentada por la entidad presidida por Rodrigo Rato para lograr sanear su cartera de activos tóxicos inmobiliarios, cifrada en 5.070 millones de necesidades brutas de provisiones y capital. Sin embargo, si le ha exigido nuevas medidas adicionales y de contingencia para poder completar con éxito las necesidades del nuevo real decreto de reforma financiera.

Según asegura el supervisor en un comunicado, "en la mayor parte de las entidades, el saneamiento derivado del nuevo Real Decreto-Ley se ha realizado ya o se realizará sin grandes dificultades merced a su sólida situación de solvencia y rentabilidad". "En otros casos", continúa la nota, "según los planes presentados, el cumplimiento de las nuevas obligaciones de saneamiento y recapitalización está previsto de manera más ajustada, pero con razonables posibilidades de poder afrontarse". En esa situación se encuentra Bankia, según fuentes del sector.

"En estos casos", como reconoce el supervisor, "el Banco de España además de intensificar la vigilancia del cumplimiento de los planes, ha exigido medidas adicionales a las inicialmente propuestas y otras medidas de contingencia para corregir desviaciones y asegurar el cumplimiento en la fecha prevista, en el caso de que se pudiera producir alteraciones en las previsiones efectuadas".

Bankia aún debe dotar cerca de 2.500 millones a lo largo de este ejercicio para continuar en solitario. El calendario se elevará a dos años en el caso de que el banco 'verde' participe en alguna operación coorporativa. Esta posibilidad pasa por participar en la puja de CatalunyaCaixa, aunque desde el sector se descuenta que, al igual que sucedió en el proceso de Unnim, Bankia sufra en algún momento de la operaicón la 'invitación' de Economía para retirarse de la puja.

En la hoja de ruta que Bankia ha trasladado al Banco de España para cumplir con sus necesidades de provisiones aparecen varías líneas de actuación: liberar dotaciones genéricas (el grupo aún cuenta con una hucha de 1.100 millones), ventas de activos no estratégicos, venta de carteras de créditos, reordenación de alguna de esas carteras que consumían capital en exceso, conversión de preferentes y, por supuesto, venta de activos inmobiliarios. A lo largo del proceso, el supervisor ha pedido aclaraciones a Bankia sobre determinados aspectos de su plan de acción.

Estas aclaraciones se deben a que el Banco de España ha creado diferentes escenarios para cada una de las opciones de captación de capital que han presentado las entidades. Así, por ejemplo, en el caso de venta de participadas que cotizan en Bolsa, el supervisor ha solicitado a bancos y cajas cómo variarían las plusvalías en el caso de caídas o apreciaciones a corto plazo de la cotización actual de sus títulos. El mismo esquema se ha repetido con diferentes escenarios de algunos índices como el euríbor, la referencia del 96% de los créditos hipotecarios en España.

Bankia, al igual que el resto de entidades, ha venido matizando todas estas dudas del Banco de España y Economía desde el pasado 31 de marzo, fecha en la que el supervisor recibió el plan detallado de todo el sector. "Durante el proceso, el Banco de España ha recibido alguna presión para que Bankia no fuera declarado apto", aseguran fuentes del sector. "Esperemos que con el aprobado de Bankia se puedan calmar los ataques que ha venido sufriendo en los últimos días tanto las acciones de la banca como la prima de riesgo", aseguran desde un importante banco.

Desde la aprobación del decreto de reforma financiera, Bankia ha cubierto 1.034 millones. Parte del saneamiento, por importe de 1.139 millones de euros, ya se había adelantado en el año 2011. La principal vía de capital ha sido el canje de participaciones preferentes y deuda subordinada por acciones. Esta operación ha llevado a Bankia a reforzar su capital en 866,4 millones de euros. Además, la entidad presidida por Rato logró su balón de oxígeno al lograr que Economía le permitiese cargar buena parte del saneamiento del suelo contra el patrimonio de BFA. 

Novagalicia logra un EPA para sus inversores

Al aprobado de Bankia se generalizará al resto del sector. Sólo Banco de Valencia y Catalunya Caixa, entidades que serán subastadas antes del verano, necesitarán participar en alguna operación para cumplir con sus necesidades de provisiones de activos inmobiliarios. Mientras, Novagalicia, la otra entidad nacionalizada por el Estado, también ha recibido el respaldo del Banco de España. El plan diseñado por José María Castellano es sacar a concurso competitivo entre el 20% al 40% de su capital para que sea adquirido por varios fondos privados. Novagalicia perdió el pasado año 168,7 millones de euros tras realizar un saneamiento de 2.050 millones de euros, de los que 1.600 millones se realizaron contra reservas.

Tras el respaldo del FROB, hace unas semanas, el supervisor ha apostado por conceder a estos inversores internacionales un esquema de protección de activos (EPA) por las pérdidas que puedan aparecer en un futuro (si no hay concurso no podría solicitarse un EPA). Estas ayudas, según fuentes conocedoras de las negociaciones, serían menos costosas que proceder a una subasta tradicional y provendrían del FROB en forma de obligaciones convertibles contingentes (cocos) que se transformarían en acciones de Novagalicia Banco.

Este EPA no alcanzaría ni en tiempo y en protección a los concedidos por la compra de CAM o Unnim, que cubren durante 10 años del 80% de las pérdidas que puedan aflorar, explican las mismas fuentes. En este caso el EPA sería menor porque también es menor el riesgo que asumirían los nuevos inversores, ya que solo se harían con el 40% del capital como máximo. Invertirían de 500 millones de euros para hacerse con el 20% a 1.000 millones de euros, aunque de ellos 120 millones corresponderían a las plusvalías que se llevaría el FROB por esta venta. La operación está avalada por tres despachos de abogados, entre ellos Uría y Ramón y Cajal Abogados.

De cuajar esta operación los fondos entrantes convivirían con el FROB en el banco hasta 2014, año en el que el Estado saldría completamente. El objetivo de Castellano, de hecho, es que Novagalicia cotice en esas fechas. Sin embargo, el sí del Banco de España está condicionado que tanto Economía como Bruselas den el visto bueno final a la operación. En caso contrario, la entidad gallega será subastada de forma inmediata.

Algunas entidades entran en pérdidas

Según los planes enviados al Banco de España, las entidades tendrán que sanear 53.842 millones de activos tóxicos inmobiliarios. Esa cifra se desglosa de la siguiente forma: 29.077 millones en necesidades adicionales de provisiones; 15.573 millones en exigencias de colchón de capital, después de los saneamientos extraordinarios de 9.192 millones efectuados ya en el pasado ejercicio.

Como reconoce el supervisor en su comunicado, "esto supone un esfuerzo añadido para las entidades españolas, que experimentarán en sus cuentas de resultados el impacto del saneamiento extraordinario exigido, lo que se traducirá en una reducción de beneficios y en la posibilidad de que, en algunos casos, se lleguen a registrar pérdidas durante 2012".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba