Los brazos inversores del emirato acumulan minusvalías en Hochtief e Iberdrola

Las estrategias ‘anti Florentino’ le cuestan a Qatar 800 millones de euros

Los diversos brazos inversores de Qatar cuentan por cientos de millones de euros las minusvalías latentes que acumulan sus inversiones en Hochtief e Iberdrola, operaciones que tienen un punto en común: la estrategia contra los planes de Florentino Pérez, presidente de ACS. Las fluctuaciones en los mercados de renta variable han elevado estas minusvalías hasta los 800 millones de euros. 

Florentino Pérez mantiene buenas relaciones con inversores de Oriente Medio
Florentino Pérez mantiene buenas relaciones con inversores de Oriente Medio GTres

Qatar está siendo el gran perjudicado de las estrategias ‘anti Florentino’ seguidas por algunas compañías como Hochtief e Iberdrola. Los brazos inversores del emirato que entraron en estas empresas acumulan minusvalías latentes muy cercanas a los 800 millones de euros.

En ambos casos, las compañías buscaban trazar una estrategia contra los intereses de ACS, que cuenta con una destacada participación tanto en la constructora alemana como en la eléctrica española. En Hochtief, el gobierno qatarí lleva cerca de un año y medio como accionista. La empresa germana abrió las puertas al inversor de Oriente Medio cuando ACS lanzó una OPA sobre las acciones de Hochtief que aún no controlaba.

Para tratar de que ACS no lograra su objetivo de superar la participación del 50%, Hochtief llevó a cabo una ampliación de capital para facilitar la entrada del nuevo socio. De esta forma, Qatar tomó en torno al 10% del capital de la compañía germana, una operación que le ha generado minusvalías latentes por un valor aproximado de 100 millones de euros como consecuencia del notable descenso que ha experimentado desde entonces la cotización de Hochtief.

Objetivo incumplido

Mientras, la entrada de Qatar en Iberdrola se produjo hace aproximadamente un año, también a través de una ampliación de capital en la que el inversor de Oriente Medio invirtió algo más de 2.000 millones de euros. Doce meses después, el paquete del 6,1% de Iberdrola adquirido por Qatar en esta operación está valorado a los precios actuales del mercado en algo más de 1.400 millones de euros.

La entrada de Qatar en Iberdrola fue también interpretada como un movimiento defensivo contra la intención de ACS de incrementar su participación en Iberdrola ya que la ampliación de capital sin derecho de suscripción preferente para los accionistas de la eléctrica hacía que la participación del grupo constructor se diluyera.

La estrategia ‘anti Florentino’ llevada a cabo por Hochtief no impidió que ACS alcanzara e incluso superara el 50% del capital del grupo constructor germano y se hiciera con el control de los principales órganos de gobierno de la compañía. Sin embargo, Qatar no está dispuesto por el momento a deshacer esta participación con semejantes minusvalías.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba