Empresas

Zinkia regresa a Bolsa de la mano de una firma sancionada por operar con acciones de la compañía

El presidente de la productora de Pocoyó, José María Castillejo, afronta esta semana un proceso de subasta por el que podría perder el control del grupo.

José María Castillejo, presidente de Zinkia.
José María Castillejo, presidente de Zinkia. Efe.

Zinkiavolvió a cotizar el lunes en el Mercado Alternativo Bursátil (MAB) tras haber superado, hace un mes, la situación concursal en la que se encontraba desde febrero de 2014. El valor de la productora del popular personaje infantil Pocoyó se incrementó un 50% cerrando a 0,72 euros por acción, lo que supone que se intercambiaron 140.722 acciones, un volumen de inversión, al cierre de cotización, de 101.320 euros.

La compañía, tal y como anunció en un hecho relevante publicado la pasada semana en el MAB, ha contratado como proveedor de liquidez a la sociedad Gestión de Patrimonios Mobiliarios, AV, en sustitución de Santander Investment Bolsa SV. Toda sociedad anónima que solicita su incorporación al MAB debe designar un Asesor, que acompaña a la empresa en su salida al mercado y durante su existencia como cotizada, y suscribir un contrato con un Proveedor de Liquidez que facilite su negociación.

El empresario mexicano Miguel Valladares podría convertirse esta semana en el primer accionista de Zinkia

El Proveedor de Liquidez con el que Zinkia ha regresado al MAB es la misma sociedad que en 2013 fue sancionada por la Comisión Nacional del Mercado de Valores. El 25 de septiembre de ese año el Consejo del regulador del mercado español decidió imponer a Gestión de Patrimonios Inmobiliarios una sanción de multa por importe de 40.000 euros por la comisión de una infracción grave. La infracción consistió en la no comunicación de operaciones sospechosas de manipulación de mercado en relación con operaciones sobre acciones propias de Zinkia entre los días 18 de febrero y 8 de marzo de 2011.

Por esas mismas operaciones sospechosas la CNMV impuso a Zinkia y a su presidente, José María Castillejo, sanciones de multa de 100.000 y 60.000 euros respectivamente, por la comisión de una infracción muy grave, consistente en la "realización de prácticas de manipulación de mercado".

Subasta

El regreso de Zinkia al MAB se produce en la misma semana en la que el accionariado de la compañía puede dar un vuelco. El miércoles 4 de noviembre está previsto que se celebre en el juzgado mercantil número diez de Madrid subasta de 8,2 millones de acciones de Zinkia, representativas de algo más del 33% del grupo. El juzgado está al frente del concurso de acreedores de Jomaca, la sociedad a través de la que José María Castillejo posee el 64% del capital.

Las acciones subastadas fueron la garantía aportada con la que Castillejo logro un préstamo de 16 millones de euros de Bankia a su sociedad. El empresario mexicano Miguel Valladares, el segundo mayor accionista de Zinkia con el 11%, adquirió, por tres millones, el préstamo de Bankia a Jomaca garantizado con acciones de Zinkia, que eran ejecutables en enero de 2014. Al declararse Jomaca en concurso de acreedores en diciembre de 2013, Valladares no pudo ejecutar las garantías.

La subasta del miércoles podría permitir finalmente que Valladares se haga con la mayoría del capital de Zinkia superando a Castillejo como primer accionista. De acuerdo a fuentes cercanas a la empresa, el presidente del grupo ha presentado numerosos escritos de oposición al juzgado para tratar de frentar el proceso. El precio de la subasta es de 3,9 millones de euros. Los interesados en participar en la misma deben presentar aval bancario del 5% del precio total.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba