El precio de las casas se encuentra en mínimos desde finales de 2003

Una de cada cuatro viviendas en España vale menos que cuando se compró

El notable descenso experimentado por los precios de los pisos ha dejado una consecuencia funesta para los propietarios. De acuerdo con los últimos datos publicados por la tasadora Tinsa, el coste de la vivienda se ha situado en sus cotas más bajas desde finales de 2013, con lo que aproximadamente el 25% del parque de casas en España cuenta con un valor que está por debajo del precio que se pagó por ella.

Una de cada cuatro viviendas en España vale menos que cuando se compró
Una de cada cuatro viviendas en España vale menos que cuando se compró

El precio de la vivienda prosigue su descenso y ya se ha situado en cotas que el mercado no veía desde finales de 2003, cuando el sector inmobiliario se encontraba en pleno boom. El frenético ritmo de construcción y venta de pisos que se prolongó en España hasta bien entrada la crisis ha hecho que en la actualidad el valor de algo más de 5,5 millones de casas se encuentre por debajo del precio al que fueron adquiridas.

La cifra representa cerca de un 25% del parque actual de viviendas existente en España, de acuerdo con los últimos datos publicados por el Ministerio de Fomento. Una cantidad que, por cierto, se ha incrementado de forma sorprendente en los últimos años, coincidiendo con la crisis y que resulta desproporcionada en función del crecimiento de la población censada en el país.

La bajada del precio de la vivienda, tendencia que comenzó a apreciarse a finales del año 2007, ha hecho que muchos propietarios se hayan visto atrapados antes de poder dar salida al producto, especialmente aquéllos que adquirieron la vivienda con el fin de especular con ella. La resistencia que han presentado muchos de ellos a rebajar el precio de los pisos se ha debido precisamente a que el descenso de los valores les forzaba a tener que vender por debajo de la cantidad que habían aportado para comprar.

En esta situación se encuentra ahora una de cada cuatro casas que forman parte del parque censado por el Ministerio de Fomento. De acuerdo con el último dato, existen en España algo más de 26 millones de viviendas, una cifra que se ha incrementado algo más de un 9% desde que comenzaron a dejarse sentir los primeros efectos de la crisis y, sobre todo, del estallido de la burbuja del sector inmobiliario.

Evolución desproporcionada

Llama la atención el hecho de que esta evolución es totalmente desproporcionada en relación con el incremento de la población en España en este periodo. De acuerdo con los registros del Instituto Nacional de Estadística, la población censada en España ha aumentado un 5,5%. Así, desde que se inició la crisis hay 2,48 millones de ciudadanos más y 2,15 millones de viviendas más, cuando la proporción que se ha mantenido en los últimos años ha sido de una casa por cada dos ciudadanos.

La evolución de la compraventas de vivienda también ha sido un elemento significativo de la situación del sector. Poco antes del inicio de la crisis se registraban en torno a 850.000 operaciones anuales de compraventa de casas en España, una cifra que incluso se incrementó en algo más de 100.000 cuando registró su máximo histórico, en 2006.

El ejercicio 2011 se cerró con menos de 350.000 transacciones de compraventa de viviendas, un buen número de las cuales se registraron entre entidades financieras. Los expertos prevén que el precio de la vivienda prosiga su camino descendente por lo que la proporción de casas que valen menos de lo que costaron en su día se incrementará de forma significativa.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba